Recibimiento con honores

C.P.
-

El Hereda San Pablo presenta la Champions ante el alcalde y el presidente de la Diputación en dos actos que congregaron a alrededor de 300 aficionados en la calle

Benite saluda a un grupo de unos 300 aficionados que fueron a recibir al equipo al Fórum. - Foto: Miguel Ángel Valdivielso

GALERÍA

Honor a los campeones

La pandemia le arrebató ayer al Hereda San Pablo la posibilidad de darse un baño de masas en su llegada a Burgos con la Basketball Champions League, pero no impidió que unos 300 aficionados se dieran cita en el Fórum Evolución para recibir al campeón de Europa. Los jugadores ofrecieron el trofeo a la afición antes del doble acto oficial con los políticos, primero con en el Fórum con el Ayuntamiento y después en la Diputación Provincial.  
Benite fue el primero en tomar la palabra para deshacerse en elogios hacia todos los miembros del club y también hacia «una afición que hace de Burgos algo especial». «Se merecen este título», sentenció. Le tomó el relevo en el atril Joan Peñarroya, quien se mantuvo en la misma línea que su jugador en lo que agradecimientos se refiere y recordó el día en el que el presidente le convenció para venir a Burgos: «Gracias por confiar en mí. Ahora seguro que dirá el presidente que ya me dijo entonces que ganaríamos la Champions».

No se equivocó en sus pronósticos el entrenador azulón porque, efectivamente, Félix Sancho, presidente del club, rememoró esa conversación: «Hablamos de que esto iba a llegar, pero me lo imaginaba de otra manera, con el Coliseum lleno de gente. Se hace duro no poder estar con ellos. La afición es nuestra gasolina y es la primera vez que estamos a su altura. Es una hinchada de Champions».

[Más información en la edición impresión]