La Segunda B, a debate

J.C.M. / Burgos
-

En las dos reuniones celebradas en Madrid por los clubes de la categoría de bronce han surgido propuestas como jugar los partidos los viernes o los domingos por la mañana y ampliar la competición a seis grupos de 16 equipos

Juan Carlos Barriocanal, presidente del Burgos CF, ha estado presente en las dos reuniones. - Foto: Ángel Ayala

Las dos reuniones celebradas en el último mes entre la mayoría de los clubes de Segunda División B han puesto sobre la mesa una serie de propuestas que buscan el incremento de ingresos para la categoría de bronce del fútbol español. Sin embargo, esta iniciativa choca con la existencia desde hace años de una Comisión de Segunda B en la que están representados todos los clubes, además de la Federación Española y las federaciones territoriales que tienen equipos en la categoría.
Las primera reunión (19 de febrero) congregó  en Madrid a 53 clubes, entre ellos el Burgos Club de Fútbol. Allí se habló sobre todo de buscar nuevos ingresos para la categoría pero, sobre todo, se decidió formar una comisión de trabajo para estudiar propuestas concretas. Ésta se reunió la pasada semana, con presencia de Juan Carlos Barriocanal, presidente del Burgos. También estaba allí el principal precursor de esta idea, Toni Hernández, presidente del Huracán de Valencia.
Allí se estudiaron varias ideas con el objetivo de planteárselas a la Federación Española de Fútbol, máxima responsable de esta categoría y que censuró esta reunión, aduciendo que los clubes de Segunda B ya están perfectamente representados en la Comisión que ya existe y que es allí donde se deben trasladar esas propuestas.
Los objetivos de estos clubes se pueden resumir en cuatro puntos. El primero de ellos consiste en pedir  que la Liga de Segundas División B tenga una franja horaria propia que no coincida con los partidos de la Liga de Fútbol Profesional y la propuesta consistiría en disputar los partidos los viernes por la noche o los domingos por la mañana. Esta idea parece poco factible, una vez que la LFP ya planifica partidos de Primera División esos dos días.
Al hilo de esta idea, pretenden que un operador de televisión ofrezca los partidos y se piensa en Televisión Española por disponer de centros territoriales. Esta fórmula ya se empleó hace unas temporadas, con retransmisiones de partidos de Segunda B los viernes por la tarde.
En tercer lugar, los clubes de Segunda División B quieren buscar un patrocinador oficial para toda la categoría, similar a los que se emplean en Primera y Segunda División (BBVA y Liga Adelante.
Otra propuesta es ampliar la categoría en 16 equipos, formando seis grupos de 16 equipos, con el objetivo de reducir gastos de desplazamientos.
Toni Hernández se ha convertido en el líder de estas reuniones y en el grupo de trabajo están representados, además del presidente del Huracán, representantes del Lucena, Llagostera, Hospitalet, Conquense, Burgos CF, Fuenlabrada, Real Unión, Peña Sport, Leganés y Sanluqueño.
En la segunda reunión, celebrada el 4 de marzo, estuvo Juan Carlos Barriocanal, que habló de celebrar una reunión con la Federación española o con la Comisión de Segunda B, donde plantear las ideas que allí habían surgido.

Federación Española

Llama poderosamente la atención que en este grupo de trabajo estén dirigentes que también pertenecen a la Comisión de Segunda División B de la Federación Española. Este es el caso de los representantes del Hospitalet, Conquense, Fuenlabrada, Peña Sport y Real Unión de Irún.
El presidente de la Comisión de Segunda B es Marcelino Maté, presidente de la Federación de Castilla y León de Fútbol, que recuerda que ya existe una comisión para elevar allí las propuestas que sirvan para mejorar la categoría. En esta comisión que él mismo preside hay 12 representantes de clubes, 10 de las federaciones territoriales con equipos en la categoría y un miembro de la Federación Española. Marcelino Maté aseguró, en una entrevista a Diario de Burgos, que el tema de generar nuevos ingresos «es un objetivo que tenemos desde que hace 40 años se creó esta comisión» y apostó por «racionalizar» los gastos en los clubes.