466 personas participan en el premio AXA de pintura

N.M.J. / Ical
-
466 personas participan en el premio AXA de pintura - Foto: Miguel Á?ngel Valdivielso

El presidente del Jurado afirma que con este tipo de concursos está surgiendo un "nuevo tipo de pintor"

Fundación AXA celebró hoy en la capital burgalesa la XXIV edición de sus Premios de Pintura Rápida ‘Catedral de Burgos’, con la participación de 466 personas, 286 adultos y 180 niños. La consejera delegada de AXA en España y presidenta de la Fundación AXA, Olga Sánchez, señaló que este es un evento “muy importante” para la propia empresa, con el que buscan “impulsar la cultura” y “dar apoyo al Patrimonio Histórico Nacional”.

El centro burgalés acogió a cientos de pintores y artistas, llegados de todas partes de España, e incluso de fuera de ella, para participar en la vigésimo cuarta edición de este evento. La jornada comenzó muy temprano para los artistas, que desde las ocho de la mañana se colocaron en lugares cercanos al templo burgalés para retratar la propia Catedral o aspectos relacionados con ella. El plazo de entrega de los cuadros finaliza a las 18 horas de hoy, a partir de ese momento, la labor del jurado será seleccionar a 40 cuadros finalistas, los cuales competirán por obtener los tres primeros galardones.

En declaraciones a los medios de comunicación, el presidente del jurado, Carlos Cermeño, señaló que con la aparición de este tipo de concursos de pintura rápida, está surgiendo un “nuevo tipo de pintor”, que es aquel que se dedica a hacer sus obras, pero a la vez durante todo el año asiste a los diferentes concursos que existen de pintura a lo largo de todo el país, e incluso fuera de él.

A preguntas de los periodistas acerca de qué valoran dentro de un cuadro a la hora de seleccionarlo como finalista, Cermeño señaló que al jurado les cuesta elegir las 40 obras finalistas, puesto que “la calidad siempre es muy buena, teniendo en cuenta que son trabajos que se hacen en un día”. 

Asimismo, afirmó que tal y como llevan haciendo desde hace unos años, el jurado “abrió el campo temático”, para que las pinturas no tuviesen que restringirse únicamente a la Catedral. De esta manera, los artistas pueden retratar distintos aspectos del entorno burgalé, sin tener que centrarse únicamente en el templo.

En relación a las técnicas, explicó que en este concurso siempre se acaban utilizando las técnicas tradicionales de pintura, como pueden ser el óleo, la acuarela o el carboncillo, aunque subrayó que también se encuentran con obras realizadas con collages, o técnicas nuevas. “Pienso que cada artista trae sus técnicas, muchas de ellas muy validas e interesantes”, dijo, por lo que desde el jurado procuran “hacer una selección donde haya distintos tipos de técnicas”, aunque siempre con un denominador común, “la calidad”, añadió.

El objetivo de este concurso es la recaudación de fondos para la conservación y rehabilitación del templo, para lo que repartirá 13.500 euros en premios. El ganador del primer premio recibirá 6.500 euros y su obra formará parte de la colección de AXA de premios ganadores de ediciones anteriores; el segundo clasificado obtendrá 2.500 euros y el tercero 1.500 euros .

Asimismo, la Fundación AXA distinguirá otros seis trabajos con un accésit dotado con 500 euros cada uno y otras dos menciones de honor. El fallo del jurado se dará a conocer el siguiente lunes 24 de junio , previa llamada telefónica o envío de e-mail.

Celebración de los 25 años del certamen y los 800 de la Catedral

Por otro lado, durante su intervención ante los medios, el presidente del jurado y la presidenta de la Fundación fueron preguntados acerca de si existían algún proyecto para celebrar los 25 años que cumple el certamen el próximos año, así como la condecoración de los 800 años de la Catedral de Burgos en 2021.

En este sentido, Cermeño explicó que los organizadores “están pensando seriamente en ello”, y que por el momento su primer reto son los 25 años, para el cuál tienen pensado llevar a cabo una exposición con los 25 primeros premios de estos años, con un “reconocimiento a los ganadores”. Una información que corroboró Olga Sánchez, señalando que su idea es que más gente pueda disfrutar de estas obras.

Por otro lado, en relación al VIII Centenario de la Catedral, ambos indicaron que se está pensando en ello y que “seguramente se hará alguna cosa” aunque todavía no se tiene nada decidido.

Asimismo, la presidenta de la Fundación, señaló que otro de los proyectos que tienen “encima de la mesa” es colaborar en un proyecto que permita convertir a la Catedral en un lugar “más accesible”, y agregó que es un “aspecto a considerar”.

Patrimonio Protegido

La presidenta de la Fundación explicó además, recordando el suceso ocurrido con la Catedral de Notre Dame de París, que “la garantía” de protección del Patrimonio Histórico, en todo los países, el es Gobierno, pues es quien “tiene que poner los medios para protegerlo”. Por lo que lo más importante, más allá de la “garantía del Estado”, es que los propios ciudadanos se aseguren de que “mantienen en buen estado ese patrimonio”, con el objetivo de que no se “produzcan catástrofes”, como la de Notre Dame.