Corpus esencial

ICAL
-

El arzobispo de Burgos, Fidel Herráez preside la misa y una procesión limitada al interior de la Catedral y con aforo reducido debido a la crisis de la COVID-19

El arzobispo Fidel Herráez, durante la ceremonia. - Foto: Ricardo Ordóñez (Ical)

El Altar Mayor de la Catedral de Burgos acogió hoy la celebración de la misa del Corpus Christi, que se lleva a cabo en estas fechas en la capital burgalesa. En esta ocasión, y debido a la situación actual por la crisis sanitaria de la COVID-19, el evento se celebró en el interior del templo, con aforo reducido. El acto estuvo presidido por el arzobispo de Burgos, Fidel Herráez.

Un año más la capital burgalesa acogió la celebración que este año no pudo celebrarse de forma tradicional, y se llevó a cabo con una misa en el interior de la seo. Durante la procesión, desde el interior de las puertas de Sarmental y Santa María el arzobispo impartió la bendición a la ciudad con el Santísimo Sacramento.

Asimismo, dada la excepcionalidad de este año, las parroquias de la ciudad pudieron organizar en sus respectivos templos otras celebraciones de devoción eucarística, cumpliendo con las normas de seguridad exigidas. 

Un Corpus esencialUn Corpus esencial

El arzobispo de Burgos quiso además lanzar un mensaje de apoyo a los burgaleses en esta fecha tan señalada, lamentando que debido a la pandemia no se haya podido celebrar esta fiesta de la misma forma que en anteriores ocasiones. “Pienso con especial cariño en los niños de Primera Comunión, que tendrán que esperar unos días más para celebrarlo. Pero todo ello puede convertirse sin duda, en una ocasión de gracia para profundizar, una vez más, sobre lo esencial y lo accesorio en nuestra vida, también en la vivencia de la fe”, subrayó el arzobispo a través de un comunicado. 

Más fotos:

Un Corpus esencial
Un Corpus esencial
Un Corpus esencial
Un Corpus esencial