Diabetes, impacto en el corazón

Carmen Ansótegui (SPC)
-
Diabetes, impacto en el corazón - Foto: udra

Dos tercios de las personas con el tipo 2 de esta alteración fallecen a causa de una enfermedad cardiovascular. Una alimentación equilibrada y ejercicio físico periódico se revelan como los mejores escudos contra ellas

La diabetes, ya sea de tipo 1 o de tipo 2, es una enfermedad crónica que afecta mucho a la calidad de vida porque tiene consecuencias sobre diferentes áreas del organismo. Una vez se diagnostica, el paciente ha de comenzar un tratamiento de por vida y cambiar por completo su estilo de vida, haciendo ejercicio a diario y modificando sus hábitos de alimentación. Es por tanto una patología que afecta directamente al corazón, tanto de forma figurada como en sentido literal, ya que está íntimamente ligada con los accidentes cardiovasculares. 
Se estima que hasta dos tercios de las personas con diabetes tipo 2 mueren por una enfermedad del corazón y que más del 40 por ciento de los afectados que ingresan en el hospital tienen un problema cardiovascular, siendo los más habituales el infarto agudo de miocardio, el accidente vascular cerebral o la insuficiencia cardíaca, según explica Lluis Masmiquel, jefe de Endocrinología del Hospital Universitario Son Llàtzer de Palma de Mallorca.
La relación entre la diabetes y los problemas de corazón está en que los altos niveles de glucosa en sangre y otras alteraciones asociadas a la diabetes como la presión arterial alta, la alteración de los lípidos o la obesidad, provocan daños en los vasos sanguíneos. 
La factura cardiovascular de la diabetes es, por tanto, muy elevada pero cabe destacar que este mal es también la primera causa de ceguera en el mundo occidental y el principal responsable de insuficiencia renal terminal. Por todo ello, es imprescindible un diagnóstico temprano que permita comenzar con el tratamiento cuanto antes y cambiar así el curso de la enfermedad, ya que al tratarse de una patología progresiva, avanza hasta que el daño se vuelve irreversible.