El circo encuentra en Burgos su lugar en el mundo

R.P.B.
-
Almudena Carretero, artista circense. - Foto: Miguel Ángel Valdivielso

La burgalesa Almudena Carretero abrirá en julio en Burgos la Escuela de Circo 'En un lugar en el Mundo'. "El circo es un arte, y eso es lo que quiero implantar. El circo como algo mágico en el que hay sitio para pequeños y grandes"

Ha recorrido medio mundo detrás de un sueño y ahora ha regresado para cumplir otro. La artista de circo burgalesa Almudena Carretero, que ha exhibido su talento circense en países como Francia, Canadá, Perú, República Dominicana o Hong-Kong, abrirá en unos días su propia escuela de circo en Burgos. Licenciada en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte, decidió estudiar circo para poder dedicarse a ello de una forma profesional. La acrobacia y la gimnasia no tenían secretos para ella, así que entró en la Escuela Nacional de Artes del Circo de París, una verdadera institución en Francia. Hizo de todo viviendo en una carpa, lo que le abrió las puertas del mundo circense internacional muy rápido. Siguió formándose en Montreal (Canadá), entrenándose con artistas de talla internacional, antes de entrar a trabajar como artista profesional en distintos lugares. El primero fue el Circo de la Tarumba de Perú, donde destacó con números de acrobacia tan difíciles como los aéreos, las banquinas y el cuadro coreano. Más tarde fue contratada por el Circo del Sol en la República Dominicana. "Fue una gran oportunidad, porque pude trabajar con gente muy profesional, con directores artísticos y acrobáticos que te ofrecen experiencias y otras visiones del circo", explica Carretero. Su pasión viajera hizo que probara también en Asia: durante tres años -los últimos tres años- ha trabajado en una compañía en Hong Kong.


"El circo es un arte. Y eso es lo que me gustaría implantar en Burgos. Que la gente pueda disfrutar del circo como lo he hecho yo, como algo mágico, donde nunca se para de aprender. Un mundo expresivo, artístico, en el que todo el mundo puede participar y nadie se queda fuera. Todos tienen su hueco en el circo, pequeños y mayores", explica Carretero, que está dando los últimos retoques a su escuela, que se ubicará en el G-3. Tiene sobrada experiencia: en Asia tuvo la oportunidad, además de actuar, de dar clases de acrobacia, de circo, a gente de todo el mundo en un colegio internacional. "Todo lo que he aprendido en estos años en cada lugar del mundo en el que he estado, porque he viajado mucho, es lo que quiero poder enseñar en Burgos". 


No debe extrañar, pues, que su proyecto vaya a llevar este nombre: Escuela de Circo ‘En un lugar del Mundo’ (calle Duque de Frías, 31, bajo). "Será una escuela que estará centrada exclusivamente en el arte circense, en el mundo del circo. Tendremos actividades para todas las edades. Y ofreceremos una formación integral, completa, impartida por dos personas que han dedicado su vida al circo: Johnny Marcelo y yo. Llevamos los últimos años centrados en este proyecto", subraya la artista. Un proyecto perfectamente diseñado y definido. Explica Almudena Carretero que los grupos estarán diferenciados por edad, y a cada una se aplicará una metodología específica, adaptada, como muestra su web: enunlugardelmundocirco.com.


La escuela presenta dos programas de circo al año: La escuela de circo (curso escolar) y Circo de verano (julio y agosto). Así, el programa completo de iniciación al circo, se divide en secciones: El primero se llamará ‘Los saltimbanquis’, destinado a niños de 4 a 6 años; el segundo, ‘Los equilibristas’, dirigido a niños de 7 a 9; el tercero, ‘Los trapecistas’, para niños de 10 a 12 años; el cuarto, ‘Los acróbatas’ para chicos y chicas de 13 a 15 años. "A partir de 15 años, ofreceremos circo de adultos: acrobacias, portés acrobáticos, telas aéreas, aro y trapecio y malabares". La Escuela de Circo ‘En un lugar en el Mundo’ seguirá el curso escolar, pero abrirá sus puertas antes, en julio, para ofrecer lo que han llamado ‘Circo de verano’. "A partir del 15 de junio los niños podrán inscribirse para realizar campamentos de verano del 1 de julio al 16 de agosto, de 09,00 a 14,00 horas. Niños y niñas de entre seis y dieciséis podrán descubrir e iniciarse al circo durante el verano. Si vemos que en julio hay gente interesada, seguiremos también en agosto. Las inscripciones no se harán de forma on line, sino que se tendrán que hacer de forma presencial en la escuela, ya que es una buena manera de que la gente conozca nuestro espacio y puedan conocernos también a nosotros, explica Almudena Carretero. "Somos dos profesionales del circo. Queremos mostrar a la gente que el nuestro es un proyecto realmente estudiado. Hemos trabajado mucho para ponerlo en marcha y deseamos poder enseñar todo lo que llevamos dentro", apostilla la artista de circo.