La Cámara traslada a la Junta las necesidades empresariales

DB
-

La entidad cameral hará un reconocimiento a los colectivos más comprometidos con la gestión sanitaria y de seguridad de la crisis de la covid-19

La Cámara traslada a la Junta las necesidades empresariales

La Cámara de Comercio, Industria y Servicios de Burgos congregó hoy a empresarios para trasladar a la Junta las "preocupaciones" y "necesidades" económicas del tejido productivo de la provincia ante la covid-19.
El presidente de la entidad cameral, Antonio Méndez Pozo, presidió hoy una reunión telemática, entre otros, con los viceconsejeros de Economía y Competitividad, Carlos Martín Tobalina, y de Empleo y Diálogo Social, David Martín, respectivamente, en la que analizaron la situación económica en su territorio, las perspectivas futuras y las inquietudes manifestadas por el tejido empresarial burgalés. Asimismo se encontraban conectados los directores generales de Comercio y de Economía y Competitividad de la Junta de Castilla y León.

Todos los participantes en el encuentro compartieron la preocupación por el actual contexto provocado por la pandemia de covid-19, tanto en lo que respecta a la emergencia sanitaria, como a la difícil situación que atraviesan el conjunto de las empresas de Burgos y del resto de la Comunidad. Por su parte, el presidente de la Cámara informó de las negociaciones mantenidas con las patronales del comercio y la hostelería de Burgos, así como con los sindicatos para poner en marcha de forma inmediata un sello de confianza con el que los comercios y negocios hosteleros burgaleses puedan transmitir a los clientes que este tipo de establecimientos se reabren con todas las medidas de seguridad exigidas tanto para las instalaciones como para los trabajadores y clientes.

Asimismo, los representantes de la Junta han conocido toda la actividad mantenida en estas semanas dirigida a dar apoyo a las empresas para garantizar su continuidad en estos momentos críticos para una parte muy grande de las microempresas y autónomos.

En otro orden cosas, la Cámara adoptó el acuerdo de iniciar los trámites que culminen en la concesión de la Medalla de la Corporación a los colectivos sanitarios, las Fuerzas Armadas, los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado así como la Policía Local y los Bomberos. La concesión será objeto de acuerdo, previo el oportuno expediente, del próximo Pleno que celebre la Cámara.

El Comité Ejecutivo expuso la total colaboración de la entidad cameral para tomar medidas orientadas a permitir la continuidad de la actividad empresarial sin que el empleo se vea afectado, dado el momento de transición actual, "donde hay que actuar con responsabilidad firme hacia empresas, autónomos y, en definitiva, hacia el conjunto de la sociedad para paliar la recesión económica", indicaron.

Ayudas de la Junta. Por su parte, los viceconsejeros de Economía y Competitividad y de Empleo y Diálogo Social, Carlos Martín Tobalina y David Martín, respectivamente, trasladaron a los empresarios el total apoyo del Ejecutivo autonómico al tejido productivo de Castilla y León para el mantenimiento de sus proyectos y de los puestos de trabajo. En este sentido, detallaron el catálogo de medidas extraordinarias puestas en marcha por la Administración regional para mitigar las consecuencias económicas y sociales originadas por la pandemia.

Así, en el apartado de apoyos financieros, Martín Tobalina destacó las líneas abiertas por el Instituto para la Competitividad Empresarial (ICE), en colaboración con Iberaval, para inyectar liquidez y/o financiar soluciones digitales de urgencia en pymes, micro pymes y autónomos, a través de préstamos avalados en condiciones ventajosas; o el programa para el aplazamiento en la devolución de cuotas de los créditos de Reindustrialización y Crecimiento Empresarial de la Lanzadera Financiera. Y ello sin olvidar la moratoria fiscal establecida sobre los impuestos autonómicos para empresas y familias.

Por su parte, David Martín puso de relieve las ayudas directas diseñadas por la Consejería de Empleo e Industria para apoyar el mantenimiento de la actividad y el empleo. Entre ellas, citó el complemento de hasta 210 euros al mes para los trabajadores afectados por ERTE, o los incentivos de hasta 10.000 euros tanto a las compañías que contraten a trabajadores despedidos por esta crisis, como a las que incrementen plantilla al incrementar su producción para hacer frente a la emergencia.

Los dos altos cargos de las consejerías de Economía y Hacienda y de Empleo e Industria repasaron también el paquete integral de apoyos a los autónomos, con ayudas para la extensión de la tarifa plana; para bonificar su cuota de cotización cuando se reincorporen a su actividad; para financiar los gastos de los créditos que tengan que suscribir para mantener su negocio; para apoyarles si tras esta crisis deciden emprender un nuevo proyecto, y finalmente para ofrecerles una cobertura si se quedan sin subsidio o prestación.

Por último, recordaron que también existen ayudas directas y específicas para los sectores agroalimentario, comercial y cultural y turístico. Asimismo, la reunión sirvió para poner sobre la mesa las necesidades específicas de sectores como el transporte de viajeros, o alojamientos hoteleros así como la problemática derivada de la tramitación y duración de los más de 5.105 ERTEs que afectan a 33.467 trabajadores de toda la provincia de Burgos.