A por otra victoria contra el cáncer

SPC
-

Investigadores salmantinos colaboran en un estudio sobre nuevos fármacos inhibidores efectivos en cáncer de mama triple negativo

Imagen de una trabajadora en el interior de un laboratorio. - Foto: Rubén Serrallé

La lucha contra el cáncer sigue avanzado, poco a poco, con el objetivo de final de poder derrotar a la enfermedad. En esta línea, un grupo de  investigadores de los grupos liderados por Atanasio Pandiella, del Centro de Investigación del Cáncer de Salamanca analizaron la eficacia en el tratamiento del cáncer de mama triple negativo de los fármacos BET-PROTAC, que inhiben y favorece la degradación de las proteínas BET. Se trata de una familia de proteínas que desempeña un papel clave en los procesos oncogénicos, como informaron a través de un comunicado.
El estudio, publicado en la revista ‘Journal of Experimental and Clinical Cancer Research’, reportó «resultados prometedores» en este tipo de neoplasias, incluso en aquellos tumores resistentes a los inhibidores de BET tradicionales, según explicaron desde el Estudio Salmantino. El grupo colabora a través del Centro de Investigación Biomédica en Red Cáncer y está liderado también por Alberto Ocaña, de la Universidad de Albacete y director del Programa de Nuevas Terapias de Hospital Clínico San Carlos de Madrid.
Aproximadamente un 15 por ciento de los tumores mamarios se encuadran dentro del subtipo triple negativo, que se caracteriza por tener «mal pronóstico», mayor índice de recaídas que el resto de los subtipos, mayor capacidad metastásica y afectar más a personas jóvenes. Una familia de proteínas que participa en la regulación epigenética de factores de transcripción es la familia de proteínas BET. Estas, parecen desempeñar un papel crítico en los procesos oncogénicos y, de hecho, inhibidores de estas proteínas BET se encuentran en diferentes fases de desarrollo clínico.
Resultados prometedores

En este nuevo estudio, los investigadores se centraron en analizar la eficacia de BET-PROTAC en cáncer de mama triple negativo. En el trabajo realizado estos compuestos mostraron resultados prometedores en modelos de líneas celulares de cáncer de mama triple negativo, tanto sensibles como resistentes a los inhibidores de BET tradicionales. «Aparte de esta eficacia in vitro, en animales implantados con células de cáncer de mama triple negativas que se habían vuelto resistentes a fármacos inhibidores de proteínas BET, estos compuestos inhibían claramente el crecimiento tumoral», explicaron los investigadores, que destacan que los resultados abren la puerta al desarrollo de nuevas terapias. «La eficacia antitumoral de estos compuestos establece las bases para el futuro desarrollo de estos compuestos en esta indicación», señalaron.