scorecardresearch

«Es imposible subir los sueldos un 10,5% en muchas empresas»

G. ARCE
-

Miguel Ángel Benavente va camino de 12 años al frente de FAE Burgos y ha vivido más crisis que bonanzas. El actual, reconoce, es un momento "muy complicado" y cree que elevar el salario por encima del 10% sería el "remate final" para muchas empresas

Miguel Ángel Benavente, presidente de la Confederación de Asociaciones Empresariales (FAE) de Burgos. - Foto: Luis López Araico

Va camino de los doce años en el cargo y ha vivido más crisis que bonanzas. El momento actual es de los «muy complicados», reconoce Miguel Ángel Benavente, y el evitar males mayores parte de la colaboración entre empresarios y trabajadores. También de un Gobierno de España, puntualiza el presidente de la patronal FAE, que se ha embolsado 20.000 millones extra en impuestos que debería destinar a paliar los daños de una inflación galopante en la ciudadanía y las empresas.  

En agosto llegamos al 10,5%. ¿Es posible repercutir esta subida en los salarios para que los trabajadores no pierdan poder adquisitivo?
Imposible. No se puede pretender que la inflación la soporten las empresas. Entre 2020 y 2021, la empresa española ha dado casi 100.000 millones menos de beneficios y, en lo que va de primer trimestre, ya llevan 7.000 millones menos  que en el mismo periodo del año anterior. Esta situación hay que resolverla entre todos, no puede ser que solo la soporten las empresas. Muchas están dando pérdidas y sería su remate final. Soportan costes de las materias primas, sobre todo de la energía, y solo el 38% de ellas pueden repercutir esos sobrecostes en lo que venden, el resto los absorben. Llegará un momento en el que, si no salen los números, se plantearán concursos de acreedores e incluso cierres. Este es el mal de la inflación: si la repercutes a los precios, estás fuera de mercado; si no lo haces, pierdes los márgenes de negocio. Nuestra situación es preocupante, lo estamos pasando mal. Hay que pedir responsabilidades a nuestros dirigentes.

Los sindicatos les recuerdan que el  trabajador también lo pasa mal.
Todos nos tenemos que sacrificar. Las empresas tendrán que poner de su parte y los trabajadores también. Y quien más debe poner es el Gobierno. No olvidemos que este primer semestre ha recaudado 22.000 millones más por impuestos, una cifra que supone el presupuesto del Estado en Justicia, Sanidad, Educación y las Fuerzas Armadas. Es una gran magnitud que aliviaría el IVAque pagan muchos ciudadanos.

Miguel Ángel Benavente, presidente de la Confederación de Asociaciones Empresariales (FAE) de Burgos.Miguel Ángel Benavente, presidente de la Confederación de Asociaciones Empresariales (FAE) de Burgos. - Foto: Luis López Araico

La industria del metal aplica la cláusula de revisión salarial. ¿Cómo lo van a asumir las subidas del IPC sus más de mil empresas?
No lo puede soportar. Hace años comparamos los salarios del metal que se percibían en Burgos con los de Palencia, Valladolid y Ávila, con fábricas de Renault (las dos primeras) y Nissan. Aquí se cobraba por convenio un 19% por encima de Palencia y Valladolid y un 25% por encima de Ávila. Al final, nos tendremos que preguntar por qué las empresas se instalan en otras provincias y si los costes salariales tienen algo que ver en estas decisiones.

¿Cómo definiría el actual momento para la empresa burgalesa?
Muy complicado, especialmente en el sector de la automoción. Vive cambios de tal calibre que no sé si vamos a acertar con lo que nos va a venir. La ministra Ribera dio por acabados los días del diésel, pero puede ver acabadas muchas actividades de muchos proveedores. Ahí están los datos de exportaciones de Castilla y León, que bajan porque la automoción no exporta en los volúmenes en los que lo hacía. Ahí está la industria agroalimentaria, que ya aporta más al PIB que la automoción. Las alertas están ahí. Tenemos que trabajar en un solo sentido: proteger el tejido empresarial y la empleabilidad de Burgos, si no, vamos a empezar a sufrir. 

¿Hay riesgo de despidos y cierres?
No. Las empresas viven de la inercia de actividad que genera el crecimiento del 4% que se baraja para España este año. Hay dinámica de trabajo, pero lo que no cuadran son los costes. Si no se generan beneficios, por ejemplo, malamente se van a poder pagar los préstamos ICOque las empresas arrastramos desde la pandemia. Los préstamos solo se pueden devolver con beneficios... Estamos en ese umbral en el que, si no acertamos con las decisiones adecuadas, el problema será de mayor gravedad. De aquí a final de año creo que la situación va a ser relativamente tranquila, el problema será 2023.

Caen las ventas de coches y las exportaciones. ¿Cuál es la situación real de la automoción?
Burgos lleva unos años con matriculaciones por debajo de la media española, quizá por el renting, que se capitaliza principalmente en Madrid. Me pregunto quién compra bajo la amenaza de que en 2035 dejarán de venderse coches de combustión y con la alternativa de un coche eléctrico que no resuelve los problemas de movilidad. En un escenario de movilidad eléctrica, me pregunto cómo haríamos la recarga de todos los coches en el barrio de Gamonal si no hay garajes donde recargar. Me pregunto, cómo abastecer un parque móvil si cada uno necesita 30 minutos de recarga. ¿Y en un garaje comunitario? ¿Cómo metemos la potencia necesaria para alimentar 200 coches a la vez? Es inviable. Pensemos en los atascos de la AP-1, si se produce alguno como los que estamos viviendo, ¿cuántos vehículos tendríamos que liberar porque se han quedado sin batería?

¿Sugiere que hay que retrasar los planes de transición energética?
Sus plazos son inviables y han generado tal incertidumbre que nos estamos pegando un tiro a nuestra economía. No olvidemos que China, el país que más emisiones genera del planeta, ha dicho que seguirá emitiendo y no elimina el carbón.

La inversión en el carril bici va en contra de la automoción»

¿La industria burgalesa se ha cubierto las espaldas ante el riesgo de desabastecimientos o, al menos, de precios desorbitados de la energía?
La industria necesita medidas directas por parte del Gobierno. La reducción del IVA solo favorece al consumidor porque para las empresas el   IVA no es coste. Las empresas con un alto consumo de electricidad y gas necesitan ayudas directas para evitar el cierre. De hecho, algunas lo han hecho temporalmente o para siempre.

¿En Burgos?
No. En comunidades vecinas, hay empresas dedicadas al sector de la cerámica que llevan meses paradas. Hay empresas ahogadas, especialmente aquellas en las que la energía tiene mucho peso en sus costes. Lo van a pasar mal.

¿Hay que recuperar la energía nuclear?
Fui defensor de esta energía en su momento y lo soy más ahora. De hecho, la UE reconoce ahora que la nuclear es una energía verde. Aquí en España todo es 'no' y las consecuencias son las que tenemos. En la época de Felipe González se alcanzó un acuerdo con Argelia en el que nos comprometíamos a adquirir una enorme cantidad de gas. Ahora, justo en el momento en el que podíamos tener una situación privilegiada con un consumo garantizado y un precio adecuado, rompemos nuestra relación con nuestro principal proveedor. Estas decisiones políticas tienen consecuencias muy dañinas.

El gas que ahora compramos a Estados Unidos se extrae con la técnica del fracking que en España rechazamos.
Entiendo que lo que tenemos en el subsuelo hay que aprovecharlo. Creo que los beneficios de esta actividad no solo tienen que reportarse al Estado sino también al municipio y al propietario de los terrenos.

Entiendo que defiende una extracción de gas y nucleares seguras.
Las centrales nucleares son seguras. En toda la vida de esta energía ha habido dos siniestros: Fukushima fue originado por un tema ajeno a la central nuclear [un tsunami] y Chernóbil fue consecuencia del abandono en la Unión Soviética. Las centrales nucleares de última generación son todavía más seguras. Aclaro que el uranio no viene de Rusia sino de Kazajistán, que aporta el 48% de la producción mundial.

¿Cree que Garoña puede tener una nueva vida como ha pedido Vox?
Puede acoger una central nuclear de última generación. El cierre de Garoña le ha supuesto a Burgos tres puntos de su PIBy mucha pérdida de empleo. El gobierno del PSOE ya intuía esto e incluso habló de abrir un Parador Nacional en la zona [en Oña]. Aquel gobierno debía haber comenzado con una reindustrialización que todavía no existe.

¿FAE tiene conocimiento de nuevas inversiones industriales?
No hay demasiadas. Los centros logísticos para Bridgestone y Campofrío, pero en lo que se refiere a industrias, seguimos en lo mismo. Por la razón que sea, no estamos en el mercado y necesitamos vendernos más. Analizas nuestra ubicación, nuestro tejido empresarial, la calidad de vida..., pero estamos igual que hace diez años. Los grandes proyectos industriales llegan primero a Madrid y el ministerio los dirige donde le da la gana. Los que pueden venir a Castilla y León pasan por la Junta... El que parte y reparte...

¿No tienen trato con la Junta?
En su momento, nosotros solicitamos que se hiciese un resumen anual de proyectos llegados a Valladolid, dónde se habían ubicado en la Comunidad y con qué condiciones. Creo que los proyectos van dirigidos en Madrid y en Valladolid.

¿Se refiere a proyectos como el Parque Tecnológico?
¿Alguien se cree que 15 años de equivocaciones es mala suerte? Mientras no se desarrolle, alguno se está beneficiando. Valladolid y León crecen y con empleo de calidad. 

¿Qué ha pasado con los fondos que la Junta ha recortado a patronal y sindicatos?
Creo que hay un desconocimiento de lo que hacen las patronales. FAE participa en más de 200 comisiones y también gestiona la negociación colectiva de los sectores, que beneficia a las empresas asociadas y a las que no lo están. Los partidos políticos también tienen unas asignaciones por lo que representan. ¿Todo tiene que ser hecho por empresas privadas? 

¿Les ha supuesto un recorte importante de fondos?
No. No son 22 millones,  ya nos gustaría hablar de esas cifras. Quizá no lleguen ni a los 300.000 euros los programas afectados en Burgos. 

¿Y la polémica que se ha abierto con el cambio de festivo del 2 de enero por el 25 de julio, día de Santiago?
Para el comercio, que el 2 de enero sea hábil es buenísimo, por la proximidad de Reyes. Al sector industrial ni le va ni le viene, está de vacaciones. Si le quitas ese día al comercio, se lo llevan las grandes cadenas.  

Es una polémica artificial.
Sí.

¿Como la de las cestas de la compra con precios pactados por el Gobierno o por una parte de este...?
Lo único que realmente está topado son las cotizaciones máximas de la Seguridad Social, sin embargo, aquello que debe funcionar por la libre competencia es lo que quieren topar. Garamendi dijo que son ramalazos de regímenes comunistas y así es. Populismo puro y duro...

¿Alguien se cree que 15 años de retraso en el  Parque Tecnológico es mala suerte?»

¿Cómo van las puertas de la Catedral que FAE impulsó?
Mantenemos nuestro compromiso con las puertas de Antonio López. He tenido la oportunidad de conocerlas en el propio taller del artista y debo decir que son una maravilla. Burgos, que ahora es envidiada por todo el mundo por su Catedral, lo será aún más con la nueva creación de Antonio López.

¿Cree que Burgos tiene un proyecto de futuro?
Desde hace tiempo tendría que contar con un plan estratégico que aclare dónde está y a dónde tiene que ir,  su expansión y sus necesidades. Las universidades deberían participar... Es necesario invertir bien, no gastar en mejoras a muy corto plazo...

¿Por ejemplo?
La inversión en carril bici va en contra de espacios para la automoción. Parece que la automoción es el chivo expiatorio de todo. Se pueden quitar aparcamientos donde haya plazas de garaje, pero en el centro también aparcan los vecinos de Gamonal. Si necesitas carriles bici no puede ser en deterioro de la movilidad, quitando espacio a los coches.

Al menos, ya tenemos el AVE.
Tenía que haber estado hace diez años. Ya veremos cómo evolucionan los precios... Necesita más servicios, antes de que se una al País Vasco, algo que no sé si vamos a ver pronto.

Aún faltan las autopistas ferroviarias.
Son el futuro para el transporte si se lleva a efecto el fin de los combustibles fósiles. El transporte de camiones en trenes es el futuro y creo que esta provincia debe estar muy vigilante en este sentido, porque a las autopistas ferroviarias les saldrán muchos novios.

También la línea recta Burgos-Madrid.
Un proyecto que sigue muerto de risa. No entiendo cómo nuestros políticos no han hecho llegar esta reivindicación a Europa.

Se aproxima un año electoral.
Y FAE va a ser crítica porque tiene que serlo. No crecemos y algo está sucediendo... El Ayuntamiento tiene que impulsar la ciudad y nuestros políticos defenderla en Madrid y Valladolid, haciéndose oír por encima de la voz de su partido.

¿A usted le atrae la política?
No. La política está poco prestigiada y hay que pasar muchos filtros para cumplir con los criterios de transparencia y no incurrir en incompatibilidades. Hay personas muy válidas y que tienen la vida resuelta que podrían estar en política, pero no lo pueden hacer. Yo ya tengo bastante. Me desesperaría en dos minutos al conocer la diferencia de funcionamiento entre la administración y la empresa privada.

¿Habrá relevo pronto en FAE o agotará mandato?
Es bueno que haya renovación, pero aún no he planteado un sustituto.