Del gracias al PSOE... a Cs chupa cámara

C.M.
-

El concejal de Fomento, Daniel Garabito, y el edil naranja Julio Rodríguez-Vigil comparecen juntos para explicar la tramitación del Hospital de la Concepción o el nuevo Mercado Norte

Julio Rodríguez-Vigil (i) y Daniel Garabito, durante su comparecencia. - Foto: DB

Los acuerdos entre partidos no solo hay que negociarlos y firmarlos sino también rentabilizarlos. Y Ciudadanos se ha puesto manos a obra desde el minuto uno para poner en valor el alcanzado con el PSOE para aprobar los presupuestos del Ayuntamiento para 2020. No hay duda. La formación naranja se cobrará caro su voto favorable y obligará al equipo de Gobierno a reconocer públicamente sus méritos en el apoyo a temas de especial importancia para la ciudad o lo que viene siendo lo mismo, chupar cámara. 

La primera prueba se vivió este martes tras el Consejo de la Gerencia de Fomento. El responsable de este área, Daniel Garabito, compareció ante los medios de comunicación junto al concejal de Cs Julio Rodríguez-Vigil para explicar los avances en la construcción del Archivo Histórico junto las huertas del Hospital de la Concepción, el nuevo Mercado Norte o la reforma de la plaza de Santiago. El primero se encargaba de explicar los datos más técnicos y le pasaba la palabra al concejal naranja para que apostillara aunque en ocasiones ambos se interrumpían o solapaban. 
Y es que Cs está tratando de emular el machacón "gracias al PSOE" que puso de moda la formación de izquierdas tras permitir con su abstención que se aprobaran los presupuestos del Partido Popular durante el mandato anterior. Los socialistas, con Daniel de la Rosa a la cabeza, exigían que Javier Lacalle les invitara a las inauguraciones de obras que ellos habían posibilitado y que tanto él como sus concejales citaran a los socialistas en todas sus comparecencias en las que se hablara de actuaciones que habían respaldado. La situación resultaba muy cansina pero lograron transmitir la imagen de responsabilidad y trabajo en pro de la ciudad, que se vio recompensada en las urnas, logrando ser el PSOE el partido más votado aunque sin obtener la mayoría. 

"Sin pecar de vanidosos". Ahora los naranjas se han abonado a esa estrategia hasta tal punto que hasta en media docena de veces el concejal Julio Rodríguez-Vigil aludió al acuerdo de Cs con el equipo de Gobierno, que se "cumplirá en su totalidad". "Ciudadanos está comprometido a cumplirlo al cien por cien para que los votos que los burgaleses depositaron en nosotros se vean recompensados acuerdo de gobierno, sin pecar de vanidosos", aseguró. 

A partir de ahora los concejales de una y otra formación comparecerán juntos cuando se vaya a hablar de los compromisos recogidos en el documento, tal y como se recogía en la cláusula tres del acuerdo. Y por si esto fuera poco, los naranjas también decidirán el 31,25% de las inversiones que se hagan con cargo a remanentes, lo que incrementarán sus ruedas de prensa con el PSOE cuando hasta hace unos meses las daban con el PP y Vox. El martes solo faltó el abrazo como señaló en tono jocoso Garabito. Casi mejor tras las recomendaciones de guardar ciertas distancias para no contraer el temido coronavirus.