Los burgaleses gastan 30 millones por internet en 7 días

G.Arce
-

Ocurrió el pasado año en Black Friday, el periodo de mayor actividad del comercio electrónico que se concentró en la última semana de noviembre, y supuso un gasto medio por comprador de 256 euros

Los burgaleses gastan 30 millones por internet en 7 días - Foto: Alberto Rodrigo

La incidencia del comercio electrónico en el cambio de hábitos del consumidor local y en la paulatina transformación del sector tradicional a pie de calle es extraordinaria y evidente (cierre de negocios y crecimiento exponencial de otros) pero difícil de cuantificar. Un reciente estudio realizado por la empresa de marketing digital burgalesa Geotelecom a partir de su cartera de clientes online ha puesto dimensión local a esta auténtica revolución en marcha: los burgaleses nos gastamos 30 millones de euros en la semana estrella del año en el comercio electrónico, la del Black Friday, que se celebró el último viernes de noviembre de 2018 y que supuso el arranque de la última campaña de Navidad con una ingente cantidad de descuentos y promociones.
Los 30 millones de euros en siete días de compras compulsivas (de lunes a domingo) por internet son un gasto extraordinario si se tiene en cuenta que el comercio tradicional cifra en 250 millones la facturación que movió a lo largo del pasado año en la provincia, pero se quedan en una gota de agua en la comparativa con los 1.600 millones de euros que los españoles restaron de sus tarjetas de crédito en la misma semana analizada.
Esta cifra, detalla Jorge Arias, director de Geotelecom, procede de la extrapolación por provincias de la ingente cantidad de datos de transacciones que genera la cartera de 160 comercios que gestiona esta empresa, un universo de análisis único en Burgos que en conjunto suma más de 10 millones de dólares en inversión en marketing digital y ventas en más de 30 países.
Los datos, además, se enmarcan en unas fechas en las que las compras por internet crecen un 220% con respecto al resto de semanas del año y suponen buena parte de la facturación de las empresas que han nacido o están apostando por el comercio online, también las burgalesas. «Tenemos un comercio cliente que solo durante el último viernes de noviembre realizó 2.500 operaciones de venta».
Partiendo de esta base, el gasto local en el Black Friday de 2018 aumentó un 10% con respecto al año anterior, que ya fue extraordinario, aunque aún se esperan más crecimientos en el presente año, pues no solo está aumentando la oferta del comercio electrónico sino que las alternativas de compra también crecen y se renuevan permanentemente. España es el tercer país de Europa en el que más sube el sector digital y lo seguirá haciendo a un ritmo de dos dígitos, según las previsiones de los expertos.
Hay un factor más: Black Friday será el 29 de noviembre, una fecha aún más próxima a la campaña de Navidad, lo que contribuirá a disparar las ventas.
El año pasado, cada comprador online gastó una media de 256 euros, un 8% más, lo que confirma no solo que haya más compradores sino que éstos ganan confianza a la hora de hacer más compras y a un precio más elevado desde su casa.

 

Más información en la edición impresa