scorecardresearch

La cultura en el Burgos de 1921 se retrata en el Principal

DB
-

La sede número 12 de la muestra sobre la ciudad del 700 aniversario de la Catedral expone libros, fotos y cuadros sobre la cultura popular, culta y religiosa de los años 20 del siglo pasado. Lo cuentan Santa María, Manero y fondos de las bibliotecas

Inauguración "Burgos 1921 La Cultura" en la sala de exposiciones del Teatro Principal. - Foto: Luis López Araico

La sala de exposiciones del Teatro Principal acoge desde hoy hasta el 2 de mayo la muestra ‘Vida cultural en los años 20’. Esta es la última sede en abrirse al público de la exposición ‘Burgos, 1921: cuando la Catedral celebró sus 700 años’, organizada por la Fundación VIII Centenario de la Catedral. Burgos 2021, con Fundación Caja de Burgos y Fundación ‘la Caixa’ como colaboradores principales. En este espacio están representados todos los lugares en los que se manifestaba la cultura en Burgos en los años 20 del siglo pasado, tanto la popular como la culta, ha explicado el comisario de la muestra, Juan Carlos Pérez Manrique.

Así, en esta exposición se evidencia que el paseo del Espolón era en esos momentos un entorno de convivencia ciudadana, pero también un exponente de las diferencias y clasificación social de los burgaleses, que transitaban por diferentes zonas del bulevar según su estatus. Junto con la plaza Mayor, era el principal eje cultural de la ciudad y albergaba espacios como el Salón de Recreo, para la alta burguesía, y el Círculo de la Unión o Casino, algo más abierto socialmente que el anterior. También cafés como La Parisiana (este y el Principal eran los únicos recintos que ofrecían representaciones teatrales profesionales), el Suizo y El Candelas, donde las veladas confluían con la tertulia, el espectáculo, el dominó o los naipes. Otros burgaleses eran los que frecuentaban las tabernas y disfrutaban de su ocio en fiestas colectivas, jiras y con otras músicas y otros bailes más propios de la cultura popular.

Esta fue una época de efervescencia cultural y esta muestra rinde homenaje a sus principales protagonistas, entre los que figuran el músico Antonio José, el orfebre Maese Calvo y los escritores María Cruz Ebro, María Teresa León, Francisco Grandmontagne y Eduardo Ontañón. Sobresale Marceliano Santa María como exponente de todos aquellos que participaron en la Academia de Dibujo ubicada en el Consulado del Mar. De él se puede contemplar un autorretrato y el cuadro 'Aledaño' burgalés. Además, hay varias obras de Luis Manero, una pintura de Juan Antonio Cortés y el dibujo 'Descendimiento', de Fortunato Julián, que se expone por primera vez.

También fue esta una época en la que se desarrolló en Burgos un regionalismo/nacionalismo que tuvo un papel muy singular. Fueron años en los que la prensa empezó a llenarse de crónicas, editoriales y debates relacionados con la conformación de una conciencia regional. Zumárraga, director de La Voz de Castilla, se erigió en portavoz de este movimiento desde su acta de diputado nacional.

Numerosas instituciones han contribuido a esta muestra cediendo documentos o publicaciones, como el Archivo Histórico Provincial, el Archivo Municipal, la biblioteca y el archivo de la Diputación Provincial, la Biblioteca Municipal de Burgos, el Círculo de la Unión, Fundación Cajacírculo o la Biblioteca Pública Municipal de Aranda de Duero.

Esta exposición se puede visitar de martes a sábado, de 11 a 14h y de 17 a 21h, y los domingos, por la mañana, de 11 a 14h.