Poza estrena alojamiento en Semana Santa

S.F.L.
-

La casa, situada en la Plaza Vieja, se alquilará por completo y tiene capacidad para treinta personas. Además, para este año, la oferta se ampliará con la apertura de una nueva estancia con restaurante

Poza estrena alojamiento en Semana Santa

A pesar de que los pueblos de la comarca burebana están perdiendo población a pasos agigantados, el turismo rural está en auge. Es por eso que, un vecino de la villa salinera, inaugurará un alojamiento rural para 30 personas, de alquiler completo, en una de las zonas más bonitas de la localidad: la Plaza Vieja. El negocio abrirá sus puertas el fin de semana previo a Semana Santa, por lo que en la fecha del año que más aglomeración hay de gente, el servicio estará disponible. «Lo que busco con este proyecto es que los turistas que se acercan hasta Poza, se queden a pernoctar y descubran cada rincón. La mayoría de gente que pasa por aquí, dedican un tiempo corto para conocer la historia y vivir la cultura local», declara Pedro Padrones dueño del nuevo establecimiento.
El alojamiento dispone de un salón comedor en la planta baja, con cocina y baños, de diez dormitorios, unos con camas de 1,50, 1,35 y 90 (literas)y, de 14 cuartos de baño repartidos por las cinco plantas del inmueble. En la planta -1 hay un choco, que por el momento, los usuarios no podrán disponer de él. Se accede por una puerta ajena a la principal. «Los precios serán muy competitivos, rondarán los 700 euros el fin de semana, aunque todavía no los tengo establecidos al 100 por 100», declara el empresario. 
Más de 13.000 personas pasaron a conocer el año pasado el municipio, un lugar con un encanto especial que hace que sus calles empedradas, estrechas y empinadas permitan disfrutar de un viaje en el tiempo. Hasta ahora, la oferta para dormir contaba con las 103 plazas del albergue rural Virgen de Pedrajas y 26 del Hotel Rural Casa Martín. Está previsto que abra otro alojamiento en verano que, dispondrá de restaurante en la planta baja, aunque por el momento, sigue en obras. 
Lo que sí es seguro es que, a partir de la próxima semana, otras 30 personas podrán quedarse a disfrutar del  encanto de la villa. «Mi objetivo es intentar generar vida en el pueblo, el problema que tenemos en Poza es que ahora mismo el invierno se hace largo, tan solo residen 120 habitantes. Actualmente vivo en Burgos pero mi idea es trasladarme aquí», afirma Padrones. 
qué ver. Si por algo es famosa Poza es por ser el lugar de nacimiento del naturalista Félix Rodríguez de la Fuente y,  por su sal. El Centro de Interpretación de las Salinas se encuentra en lo que fue la Casa de Administración de las Reales Salinas (siglo XVIII), lugar donde se controlaba la producción de sal hasta 1868. Aquí el turista aprenderá más sobre el proceso de explotación. Las salinas también se pueden visitar y se encuentran justo en el borde del Páramo de Masa. Ubicado sobre una muela, se asienta el Castillo de Los Rojas (siglo XVI), construido para proteger las salinas. Todavía se conservan los muros exteriores y algunos cubos y estancias abovedadas. 
En el casco histórico, digno de conocer, se encuentra la iglesia de San Cosme y San Damián y el espacio medioambiental Félix Rodríguez de la Fuente. A escasos kilómetros están Lences y Castil de Lences, dos localidades que, junto con Poza, integran el municipio. Ambas conservan elementos de arquitectura religiosa de gran valor como es el caso del Convento de Santa Clara en Castil.
CELEBRACIONES.

Poza de la Sal es una enamorada de la música, el baile y el festejo y  es considerado el pueblo más pequeño de Europa con Banda de Música, con 128 años a sus espaldas. La Asociación Cultural Santa Cecilia, planteó recoger a través de un libro la historia de la agrupación. A raíz de esta pasión,  surgió la idea de plasmar este amor por la música celebrando un Festival de Charangas a nivel Nacional, en el que las mejores bandas de cada región tienen la ocasión de competir y mostrar sus piezas y talento para divertir y emocionar a la gente que los sigue. La séptima edición se celebrará el 4 de mayo y, durante todo el día, músicos de todas las comunidades autónomas del país animarán las calles del pueblo. Las fiestas patronales, San Cosme y San Damián, se celebran a finales de septiembre.Poza, junto con Frías y Oña, forman el conjunto histórico de Raíces de Castilla, una Mancomunidad que se formó en 1998 con el fin de promocionar y divulgar desde un punto de vista turístico esta zona norteña de la provincia. Desde entonces son ya muchas las actividades conjuntas emprendidas.

VENTA DE PRODUCTOS Y NUEVO PUNTO TURÍSTICO.

El local que hasta ahora cumplía como panadería en la Plaza Nueva, dará un giro radical a su actividad en los próximos días. Pedro Padrones, que es el encargado de gestionar la oficina de turismo municipal, se ha hecho con el negocio y lo transformará en una tienda de venta de productos elaborados en la zona. Habrá morcillas, sal, roscas, sobados y, no podrán faltar, la ginebra y los licores de cereza y manzana reineta del Valle de las Caderechas elaborados por un vecino, que ha montado la única destilería de ginebra de la provincia. «La idea es ofrecer al turista artículos de calidad que no se encuentran en otros lugares», confirma Padrones.  
En el establecimiento, también se informará a los visitantes de las distintas atracciones turísticas que el pueblo dispone. «Es un poco complicado localizar la oficina de turismo, por lo que he decidido añadir otro punto turístico. También se comprarán audioguías para que nadie se vaya de Poza con la pena de no haber adquirido los conocimientos necesarios sobre su patrimonio e historia», comenta.VENTA DE PRODUCTOS Y NUEVO PUNTO TURÍSTICO.