Pablo Casado: "El 10N no se vota sobre nuestro pasado"

SPC
-

El presidente del PP expresa su compromiso con León durante una visita al sur de la provincia

El presidente del Partido Popular, Pablo Casado, visita a una fábrica de quesos en Valencia de Don Juan. - Foto: Ical

“Mi compromiso es con la transición y la concordia y defender los intereses del futuro de España”. Es la manifestación que hoy hizo el presidente del PP, Pablo Casado, quien citó al historiador Santos Juliá, fallecido ayer para afirmar que “el pasado, pasado está”. Por eso dijo para completar la cita: "Aunque tenemos la obligación de conocer el pasado, no nos podemos dejar enredar en sus redes, porque hoy no es ayer”.

Casado insistió en que las próximas elecciones generales del 10 de noviembre no se vota sobre el pasado, "felizmente pasado", sino sobre la España que que se va a legar a las futuras generaciones.

El líder del PP evitó aludir directamente a la exhumación de los restos de Franco, que se lleva a cabo esta mañana, aunque sí dijo, por ejemplo, que los datos de la EPA, publicados hoy, no se han dado a conocer en esta fecha “por casualidad y se ha querido hacer coincidir con otras cuestiones y se ha llevado a cabo un amplio despliegue de medios”.

Casado calificó de “muy preocupantes” los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA), porque reflejan una realidad “que es de lo que tendrían que hablar los políticos”. El líder de los populares remarcó que las cifras ponen de manifiesto que “España con el PSOE ya crea tres veces menos empleo que con el PP” y que el paro disminuye diez veces menos de lo que lo hacía con un gobierno de su partido.

Casado incidió en que en los resultados del mismo trimestre del pasado año, la creación de empleo superaban en 100.000 puestos a la actual. “El empleo se ralentiza en un periodo en el que el empleo público ha crecido cinco veces más que el privado”, recalcó antes de mostrar su compromiso con la creación de puestos de trabajo en un momento, añadió, en el que en conjunto se tienen “los peores datos en seis años desde 2012, en pleno apogeo de la crisis”.

Casado, que hoy visitó el sur de la provincia de León para apoyar a los candidatos del PP a las próximas elecciones generales, afirmó que el Gobierno “ya no niega que va a llegar una crisis y reconoce su incapacidad para hacele frente”. Por el contrario, dijo, el PP se compromete a evitar que eso ocurra porque, aseguró, todavía hay margen para hacer lo contrario de lo que pretende hacer Sánchez.

El líder popular reiteró la apuesta permanente de su formación por el mundo rural frente a “algunos que no conocen la realidad de los pueblos y se empiezan a dar cuenta de la importancia de defenderlos”. El apoyo a la natalidad, los servicios de proximidad, las escuelas, los consultorios médicos o menor burocracia, dijo, son aspectos en los que incidir para conseguir el crecimiento de un medio rural que, aseguró, también se ve afectado, por la crisis entre los EEUU y China, que repercute en los aranceles en Europa. Así ocurre, señalo, en el caso de la agroindustria, que destacó como fundamental para España, porque supone ya el nueve por ciento del PIB.

Pablo Casado propone al PSOE “que en vez de mandar delegaciones a Cuba con el rey, haga diplomacia con la Casa Blanca, como hacen Francia o Alemania para defender los intereses de los afectados”.

El dirigente del PP estuvo acompañado por los candidatos de la provincia a las próximas elecciones generales y citó expresamente al actual delegado de la Junta, Juan Martínez Majo, y al aspirante al Congreso Antonio Silván, de quienes dijo que “se les echa mucho de menos” en sus respectivos cargos en la Diputación y el Ayuntamiento de León, que ya no ocupan.

Pablo Casado recorrió este mediodía las instalaciones de la fábrica de quesos Marsanz en Valencia de Don Juan, donde recordó que es casi leonés, en alusión a la localidad de la que procede su padre, Mataleón de los Oteros, donde mantuvo un encuentro con alcaldes y simpatizantes del PP. “Yo me comprometo con León”, dijo, y aludió a su condición de candidato a la Presidencia del Gobierno antes de referirse a “otro leonés que fue presidente y que dejó tres millones de parados”.