Un oasis para camioneros

Adrián del Campo
-

La empresa arandina de N-Fruehauf ofrece duchas, café y hasta una furgoneta a los transportistas

El responsable de N-Fruehauf, Jesús María García, en la sala habilitada para que los camioneros tomen un café. - Foto: DB

En plena crisis del coronavirus, las carreteras se han convertido en una especie de desierto para los camioneros. Con las estaciones de servicio en atenciones mínimas y los establecimientos de hostelería cerrados, los transportistas ven limitadas sus opciones de descanso una vez están en ruta. Para evitar esa sensación de desamparo, la empresa arandina N-Fruehauf ha creado algo así como un oasis para los conductores profesionales. En sus instalaciones del polígono de Allendeduero, la compañía les ofrece baños donde ducharse y asearse, una sala donde tomar un café y unas pastas y hasta una furgoneta por si necesitan desplazarse hasta Aranda para comprar algo en un supermercado o cualquier otra tienda.

El responsable de la empresa dedicada a la fabricación de semirremolques para camiones, Jesús María García, afirma que la iniciativa se le ocurrió porque sabe bien lo que es el oficio de transportista. En su familia siempre han sido camioneros y ya van por la cuarta generación. Eso le ha hecho pensar en sus compañeros de profesión. "Es una cuestión más de aportarles tranquilidad, de apoyo psicológico, que sepan que en Aranda tienen una parada segura, un sitio donde comer, donde asearse...", remarca García. Él mismo explica que la situación no es fácil para los camioneros: "Van a algunos sitios y se encuentran con los baños cerrados, gasolineras que solo están para el pago con tarjeta... Luego está la incertidumbre de si, en caso de avería, encontrarás algún taller abierto". Para apoyarles, N-Fruehauf ha creado una especie de oasis para camioneros en un cruce de caminos como es Aranda.