La tasa de miseria en España crece 15 puntos en cinco años

EUROPA PRESS
-

Una investigación indica que el desempleo es la principal causa en el incremento del nivel de pobreza, cuyo índice se sitúa en 2012 en el 26 por ciento, el más alto de la Unión Europea

La tasa de miseria en España crece 15 puntos en cinco años

La galopante crisis económica que vive el país sumada al elevado número de parados ha provocado que en el último lustro el índice de miseria en España se haya disparado en más de 15 puntos, alcanzando en 2012 el 26,4 por ciento. En algunas comunidades como Andalucía, Extremadura y Canarias la tasa supera el 30 por ciento, según contempla un estudio de la Asociación de Grandes Empresas de Trabajo Temporal (Agett).
El informe, que cruza los valores de paro e inflación para conocer el deterioro de los niveles de vida de los ciudadanos, destaca que en el año 2007 la cifra no llegaba al 10,89 por ciento de la población.
El considerable aumento de este indicador, según los datos, se debe al crecimiento del desempleo (ha subido casi 16 puntos desde entonces), ya que el incremento de los precios se ha reducido en un 0,47 por ciento. En esta línea, en el último ejercicio, el índice ha avanzado un 1,62 por ciento, porque el paro creció 3,15 puntos y la inflación cayó un 1,53 por ciento.
La variable de las personas que no tienen trabajo hace que España registre la mayor tasa de miseria de toda la Unión Europea (27 países) con casi 13 puntos porcentuales más que la media de la UE, fijada en un 13,5 por ciento. Le siguen Grecia (24,1 por ciento), Letonia (19,6 puntos), Portugal (18,5), Eslovaquia (18,4) y Lituania (18,1). Por el contrario, Estados como Austria, Holanda, Malta y Alemania tienen los índices más bajos entre los comunitarios y no llegan al nueve por ciento.
Por comunidades autónomas, se aprecian «diferencias abrumadoras» en el coeficiente de pobreza entre unas regiones y otras. Así, Andalucía es, con amplitud, el territorio que registra la mayor tasa, con un 34,8 por ciento. Le siguen Extremadura, donde el índice está en un 33,8 por ciento y Canarias, con un 33,7.
También por encima de la media nacional se encuentran Baleares, con 29,8 puntos; la Comunidad Valenciana, donde el valor llega al 29,3 por ciento; Castilla-La Mancha, que apunta un 29,2 y Murcia, con un 28,7 por ciento.

País Vasco, la más rica. En el lado opuesto al mayor índice de pobreza se encuentra el País Vasco, que tiene una tasa del 15,5 por ciento, casi 10 puntos por debajo de la media nacional. Esa cifra es aún menor en la provincia de Guipúzcoa, llegando a alcanzar tan solo un 13 por ciento, por delante de Vizcaya, con un 16,7 por ciento y de Álava, con 16,8 puntos.
La situación también es más favorable en Navarra, donde el índice es del 18,6 y en Cantabria y Aragón, regiones que registran un 20,4 por ciento.
«Evidentemente, las enormes disparidades que existen entre los índices de miseria entre unas comunidades y otras radica esencialmente en el deterioro del mercado de trabajo, ya que la inflación se mantiene más o menos estable en todo el territorio nacional», explica el documento de las empresas de trabajo temporal.
Atendiendo a la evolución, solo Aragón y Murcia han mejorado las tasas respecto del primer trimestre de 2011, con reducciones en torno al uno por ciento. Por contra, en Extremadura la miseria ha avanzado un 5,2 por ciento; en Castilla-La Mancha, un 3,4 y en La Rioja ha crecido un 3,2.
Las previsiones de futuro, según los expertos, en cuanto a la evolución de los valores de pobreza en España, tampoco son muy positivas, debido, principalmente, a las perspectivas macroecómicas delProducto Interior Bruto y de los índices de desempleo para el segundo semestre del año y el conjunto del ejercicio 2013. La tendencia, según apuntan las mismas fuentes, es que el índice de pobreza vuelva a repuntar a finales del presente año.