Agrolab ya trabaja en su nuevo laboratorio de Villalonquéjar

L.M.
-

Ha comenzado el traslado de trabajadores, que se prolongará durante los próximos meses

Agrolab compró una parcela en Villalonquéjar IV en 2018 para instalar su nueva base en España. - Foto: Jesús J. Matías

Han pasado dos años desde que este periódico adelantó que el laboratorio Agrolab estaba barajando la posibilidad de anteponer Burgos a Tarragona para situar su nueva base en España. La compañía alemana, con presencia en importantes ciudades de todo el continente europeo, así como en Valencia, además de la citada Tarragona, decidió, tras sucesivas conversaciones con el Ayuntamiento y el Centro Europeo de Empresas e Innovación (CEEI), y motivada por la inestabilidad social y económica que se vivía en Cataluña por aquel entonces, adquirir una parcela, la número 24, de 8.000 metros cuadrados en Villalonquéjar IV. A finales de 2018 arrancaron las obras de construcción de las instalaciones, que están prácticamente terminadas, según apuntan fuentes de la empresa a Diario de Burgos.

Tal es el avance que se ha producido durante el pasado año, en el que las máquinas han estado trabajando de manera constante y sin imprevistos, que los primeros trabajadores de Agrolab ya se han trasladado desde las naves nido de la calle López Bravo, en el mismo polígono, donde llevaban desde el año 2008, cuando la multinacional adquirió la firma de Laboratorios Vidal.

El proceso de cambio aún no está cerrado y se prolongará durante los próximos meses, hasta la celebración de una fiesta de inauguración cuyos detalles aún no han sido desvelados, que servirá para poner de largo la inversión de cerca de 6 millones de euros que Agrolab ha destinado para su centro de Burgos. 

Creación de empleo. Situado junto a Logisbur, en la esquina entre las calles Valle de Losa y Valle de Tobalina, en la zona de última ampliación del polígono de Villalonquéjar, la compañía que dedica su actividad a la analítica medioambiental y alimentaria ha construido el que será su nuevo centro de operaciones en España. En él trabajarán inicialmente alrededor de un centenar de empleados, aunque la empresa no descarta una segunda fase de expansión para alcanzar los 5.000 metros cuadrados de laboratorio, lo que permitiría aumentar la plantilla hasta aproximadamente los dos centenares de personas.

Actualmente, Agrolab cuenta en Burgos con una treintena de profesionales cualificados, que serán muchos más si la multinacional sigue con su política de expansión en la capital de la provincia burgalesa.