IU recurrirá al Supremo la sentencia de Caja Segovia

SPC
-
Jornada del juicio de las prejubilaciones de Caja Segovia. - Foto: Ical

Su recurso se basa principalmente en errores en la apreciación de las pruebas practicadas, en el juicio, por parte de los magistrados

IU presentó el documento de anuncio del recurso de casación al Supremo por la sentencia absolutorio de la Audiencia Provincial en el caso de las prejubilaciones de Caja Segovia, que se basa principalmente en errores en la apreciación de las pruebas practicadas, en el juicio, por parte de los magistrados, “con todos los respetos”, al no considerar las declaraciones de ex consejeros de la entidad, que manifestaron desconocer las cantidades que iba a percibir la cúpula directiva y que, de haberlas conocido, no lo habrían aprobado.

Según Izquierda Unida, otro error en la apreciación de la prueba fue entender que la Caja no percibió directamente ayudas públicas, cuando en realidad, las ayudas millonarias de fondos públicos las recibió el Banco Financiero de Ahorros, antecesor de Bankia, antes de que Caja Segovia abandonara su actividad financiera. Para IU, fue en un momento de transición, y el detalle de la persona jurídica que recibió esas inyecciones de dinero público, si fue la entidad primigenia o la resultante, “no puede ser exculpatorio”.

También remarcaron que en el auto de la Audiencia, se obvia el contexto de “crisis económica brutal” en el que se produjeron los desembolsos millonarios, crisis en la que estaba inmersa la Caja por sus aventuras inmobiliarias, fundamentalmente fuera de la provincia como reconoció el presidente de la Fundación Caja Segovia, que declaró que, pocos meses después de la toma de los acuerdos de las prejubilaciones, Caja Segovia estaba valorando tener que pagar 70 millones de euros a la Agencia Tributaria de Gijón por una nefasta inversión “en el negocio del ladrillo”.

Desde Izquierda Unida consideraron que “serias posibilidades de que el Tribunal Supremo o incluso instancias supranacionales” tengan una visión más panorámica y menos estrecha de lo acontecido, y consideren que efectivamente hubo delitos de apropiación indebida y administración desleal por parte de los hoy acusados absueltos, por eso la formación política, mantiene su compromiso con la sociedad segoviana, como acusación popular, a pesar de los intentos de las defensas y de la fiscalía por desacreditar su trabajo,

Por último, aseguraron que, a pesar de hay una sentencia absolutoria, hay que recordar que la mala gestión de los ex directivos provocó la desaparición de Caja Segovia y de su Obra Social, y que, a pesar de ello, se premiaron con prejubilaciones millonarias, lo que, a su juicio, explica “la indignación social que ha provocado la sentencia”.