La esperanza es un pañuelo

I.M.L.
-

La arandina Leire Arrabal diseña el último muñeco de la colección Baby Pelones, que es el primero de estos juguetes solidarios de raza negra. Es una iniciativa de la ONG Juegaterapia

Leire Arrabal posa orgullosa con su Baby Pelón

Todos llevamos un príncipe o princesa dentro, pero hay seres que multiplican la humanidad de los proyectos en los que participan. Es el caso de la arandina Leire Arrabal, de 7 años, que, desde que empezó a formar parte de la familia de Juegaterapia, no solo ha compartido su sonrisa contagiosa con esta asociación para hacer que los tratamientos contra el cáncer sean más llevaderos, porque ‘Jugando, la quimio se pasa volando’ como reza su eslogan, sino que ha prestado su imagen para distintas campañas. De coprotagonizar uno de los anuncios de esta ONG, pasó a ser la foto de portada de su último calendario solidario y ahora se ha metido a diseñadora.

Entre las líneas de ayuda que tiene Juegaterapia para recaudar fondos, una de las más entrañables es la colección de Baby Pelones, unos tiernos muñecos que lucen pañuelos en la cabeza. Un tocado que cuenta con diseñadores famosos y otros anónimos. En este caso, se juntan las dos características, porque Leire ya es famosa, no solo en Aranda. «Con su aparición en las campañas de Juegaterapia, nos han llegado muchas muestras de cariño y cada cosa en la que sale Leire tiene mucha repercusión», reconoce orgullosa su madre, Azucena García, que recuerda que el calendario se ha vendido como churros en toda la provincia. «Después de salir en Diario de Burgos y en redes sociales, a la distribuidora le llamaban para pedir más ejemplares del ‘calendario de Leire’, es una gran satisfacción poder colaborar así con Juegaterapia», añade.

Esta nueva aventura solidaria de Leire parece que lleva el mismo camino. De entre la lista de tiendas de juguetes donde se puede adquirir, en Aranda solo hay una, Juguettos, y ya han comprobado el tirón de Leire. Ayer recibían un centenar del Baby Pelón diseñado por este angelito arandino, nunca mejor dicho porque protagonizó la Bajada del Ángel de 2017, y las ventas fueron continuas. «Si quiere asegurarse poder tener uno, mejor lo deja reservado», fue la respuesta de la dependienta al preguntarla si les quedaría alguno hoy para comprarlo, ante el interés despertado por este pequeño muñeco, que se vende por 14 euros.

Leire mostrando el resultado de su diseño
Leire mostrando el resultado de su diseño - Foto:

Todo este nuevo Baby Pelón es obra de Leire, desde su color hasta la firma del pañuelo. «Cuando estaban pensando cómo sería el muñeco, ella sugirió que tuviese la piel más oscura, porque ella es la más morena de la familia, y les pareció una idea genial», recuerda Azucena, con lo que este diseño es el primero de raza negra de la colección.

Los motivos con los que se adorna el pañuelo también son obra de Leire. «Tuvo el detalle incluso de escribir con azul ‘Soy una princesa’ y con rosa ‘Soy un príncipe’ para que sirviese para todos los niños», apunta su madre. Como guinda, cada pañuelo de cada Baby Pelón Leire lleva su firma caligrafiada. «Otros pañuelos llevan el nombre del famoso que los han diseñado con letra de ordenador, pero para este, en la esquina de atrás, han puesto su nombre con su letra», destaca como detalle Azucena. De este modo, quien se haga con este Baby Pelón se lleva a casa un pedacito de la gran fuerza y la alegría de Leire, además de colaborar con los proyectos de Juegaterapia.

Leire Arrabal en pleno proceso creativo
Leire Arrabal en pleno proceso creativo - Foto: