'No', al cierre de los colegios especiales

B.G.R.
-
'No', al cierre de los colegios especiales - Foto: Patricia González

Las familias con hijos con necesidades educativas especiales presentan un manifiesto en la Subdelegación contra el posible cierre de estos centros y acusan al Gobierno de Sánchez de no empatizar con el colectivo

Varias asociaciones de padres de centros de educación especial, respaldadas por la Fampa, han registrado esta mañana un manifiesto en la Subdelegación del Gobierno en el que muestran su malestar por la intención del Gobierno central de incorporar a este alumnado a los centros ordinarios.

"Los colegios de educación especial son agentes activos en la inclusión de los escolares en todos los ámbitos de la vida y una herramienta necesaria para desarrollar su potencial, su capacidad, su talento y su dignidad", reza el texto, en el que acusa al Ejecutivo de Sánchez de no "mostrar en ningún momento de manera pública empatía alguna" con este colectivo, al que "no ha escuchado" ni sus opiniones ni las de los profesionales que trabajan con estos niños.

Las familias defienden un modelo educativo en el que cabe la inclusión y también la educación especial, ya que entiende que "la inclusión no se hace solo en los centros escolares, sino en todos los ámbitos de la vida". Destacan de igual forma el derecho de los padres a escolarizar a sus hijos en la opción que deseen y que "debe estar dotada de todos los medios necesarios para el correcto desarrollo de su proyecto educativo". No obstante, precisan que los centros especiales son "básicos" para crear una sociedad "inclusiva e igualitaria".

Por todo ello, solicitan al Gobierno que no incorpore la enmienda que recoge la reorientación de estos colegios en centros de apoyo, lo que supondría su eliminación.