Valdivielso creará un banco de tierras

A.C.
-

El equipo de gobierno plantea una batería de medidas, entre ellas una nueva ayuda a emprendedores, que busca atraer a nuevos pobladores al municipio

Miguel Ángel Corrales Garmilla ya ha apostado por la fruticultura en Valdivielso - Foto: A.C.

La Merindad de Valdivielso ofrece a sus visitantes un paraíso regado por el río Ebro y sus arroyos, pero la intención del grupo de gobierno es diferenciar su oferta turística con nuevas propuestas como la que este mismo año podrá materializarse. El acuerdo alcanzado entre el Ayuntamiento y el artista Carlos Armiño hará posible la colocación de 16 de sus esculturas a lo largo del Camino Natural del Ebro, también conocido como sendero de gran recorrido GR-99, de modo que los senderistas disfrutarán de naturaleza y arte a partes iguales.
La idea es instalar dos esculturas en la entrada y salida de la ruta a su paso por Valdivielso y después una a la altura aproximada de cada una de las catorce localidades del valle. Autor y Ayuntamiento firmarán un convenio vigente durante un periodo de cuatro años, que determinará todos los detalles, pero el alcalde, Jokin Garmilla, ya avanzó en el último pleno que el coste del convenio para las arcas municipales será de 4.000 euros anuales. A cambio de esta cantidad, el artista cederás sus obras y al finalizar la legislatura dos de ellas se quedarán en propiedad del Consistorio, que dará oportunidad a los vecinos de votar cuáles les gustan más. El alcalde confía en que estas obras sean un nuevo atractivo, que además se tratará de potenciar con actividades que invitarán a realizar la ruta, como marchas a pie, carreras de bicicletas o espectáculos teatrales y musicales.
Junto a esta iniciativa, que será única en la comarca, el presupuesto municipal ha reservado una partida de 30.000 euros a crear una vía ferrata, con la que de nuevo Valdivielso se convertiría en pionero en Las Merindades. La intención inicial es instalarla en el monte de Hoz, pero se ha de contar con las autorizaciones de la pedanía y de la Junta de Castilla y León para poder ubicarla en el espacio elegido. Garmilla y su equipo también pretenden concluir la mejora del acceso al yacimiento arqueológico de la Cueva de los Moros, en Arroyo de Valdivielso, y encargar un estudio final, con un coste de 10.000 euros.