El UBUTalent oferta 150 plazas y lanza un programa para gestionar el estrés

B.G.R. / Burgos
-

La iniciativa de excelencia educativa abre el plazo de inscripción para Primaria, Secundaria y Bachillerato en sus 5 propuestas formativas

Responsables del programa, de la UBUy de la Dirección Provincial de Educación, ayer en el Rectorado. - Foto: Valdivielso

El proyecto UBUTalent para la educación del talento y la excelencia educativa oferta este curso un total de 150 plazas para alumnos de Primaria, Secundaria y Bachillerato de centros públicos y concertados. El plazo de inscripción ya está abierto en sus cinco vertientes formativas que, en esta ocasión y como novedad, incluyen un programa de gestión del estrés para estudiantes que hayan participado en otras ediciones.

En concreto y dentro del programa Innovación se trabajará con el concepto de mindfulness, una técnica de origen budista con la que se busca la concentración y la atención plena para aprender a manejar las emociones negativas como el estrés o la ansiedad, según explicó ayer Roberto Ranz, coordinador del UBUTalent y Presidente del Centro de Innovación y Desarrollo del Talento (CITD en sus siglas en inglés). Se trata de una práctica muy extendida en Estados Unidos que ya se ha incorporado a los recursos humanos de distintas empresas como es el caso del gigante de internet Google.

Así, se trabajará con aquellos alumnos que hayan pasado por el programa Innovación y cuenten ya con capacidad de desarrollo del talento, la creatividad y la inteligencia emocional. Además de esta línea de formación, dirigida a estudiantes desde tercero de Primaria a cuarto de la ESO, el UBUTalent oferta otras cuatro líneas de aprendizaje. Una de ellas es la Escuela de Jóvenes Monologuistas Científicos, que se realiza en colaboración con el MEH; otro el programa Odiseus, donde alumnos de cuarto de Secundaria y Bachillerato se acercan a la ciencia y la tecnología a través de la UBU; el TecnoarTea, orientado a escolares con autismo de alto funcionamiento, y el campus de verano, que se desarrolla en julio e incluye talleres de robótica.

La vicerrectora de Investigación, Elena Vicente, subrayó la importancia de educar en el talento y de despertar vocaciones científio-tecnológicas en las etapas escolares con el fin de poder «retenerlas» después en las aulas de la Universidad de Burgos.