La cantera más internacional de Antolín

J.M.
-
Los seleccionados ya han adquirido un buen nivel de alemán. - Foto: Luis López Araico

La multinacional se lleva a Alemania a 5 jóvenes de 18 años para formarlos como ingenieros y preparar su futuro en la firma

Hace tiempo que la formación y la atracción de talento se han convertido en una de las grandes prioridades de las multinacionales, que no ocultan su preocupación por la falta de perfiles para la industria del siglo XXI. Si tradicionalmente las compañías se lanzaban a buscar sus futuros profesionales en los últimos cursos de los grados universitarios, ahora eso ya no es suficiente. El Grupo Antolín ha querido ir un paso más allá y se ha dirigido también a los jóvenes que han finalizado sus estudios de Bachillerato. Lo ha hecho con un programa pionero en el que ha seleccionado a cinco jóvenes burgaleses de 18 años para llevarlos a Alemania y que estudien con una beca la carrera de Ingeniería Mecánica. Un itinerario en el que también conocerán cómo se trabaja en una fábrica del grupo de automoción.
Constanza López, Diego Córdoba, Gonzalo Merino, Sergio Herrero y Luis Pérez han sido los elegidos de la segunda edición de este programa de formación dual que arrancó el pasado verano y que tiene vocación de convertirse en un referente educativo de la compañía. Fue en julio cuando viajaron al país germano y durante dos meses realizaron un curso intensivo en el que durante cinco horas al día estudiaron el idioma. El resultado, que los jóvenes han alcanzado ya el nivel B1.
Según explican los propios protagonistas, la compañía «no buscaba que tuviéramos buenas notas» sino jóvenes «motivados» y «que quisieran de verdad» embarcarse en la aventura de irse a un país como Alemania con apenas 18 años. «Yo creo que cada uno tenemos nuestra chispa. Sergio sabía ya el idioma, Gonzalo había estado en el país germano trabajando un verano, Constanza saca notazas...», comenta Diego antes de explicar que en su caso «siempre he sido muy manitas. He arreglado ordenadores sin tener ni idea, me gusta trastear, soy curioso... Estos son trenes que pasan una vez y hay que dar el salto».

 

INGENIERÍA MECÁNICA

Durante el primer año harán un curso puente en el que estarán tres semanas al mes realizando prácticas en el Centro de Formación Dual del Grupo Antolín en Straubing y una en una escuela de aprendizaje de Alemania. Y ya durante los tres años y medio siguientes cursarán el grado de Ingeniería Industrial, en su rama mecánica. En los periodos no lectivos, se formarán en una fábrica de la firma.
Constanza recuerda que estuvo durante meses «esperando el correo para ver si estábamos dentro o no» del programa. Cuando supo que le habían cogido, la alegría fue inmensa, a lo que Diego añade que lo primero que sintió fue «euforia por haberlo conseguido». Eso sí,  al ser consciente de la responsabilidad que se le venía encima, tocaba «bajar un poco los ánimos».
Se muestran entusiasmados ante la idea de poder trabajar algún día en el sector de la automoción y concretamente en el Grupo Antolín. En Alemania, en España o en cualquier otro rincón del mundo. «Si no nos viéramos no estaríamos aquí», comentan ilusionados estos jóvenes.
Diego tiene muy claro que lo que busca la compañía es «coger el talento bruto y formarlo en su proceso de producción, en sus empresas. Por si alguien se les pudiera ir a otra empresa, lo que han hecho es cogerlo ya, intentar poner él las reglas y moldearlos a su manera», destaca para alabar la estrategia de la compañía.
El director Corporativo de Recursos Humanos de Grupo Antolín, Javier Blanco, recuerda que la compañía «cuenta con un amplio abanico de programas de formación dirigidos a recién licenciados y a los propios profesionales de la empresa» y agrega que «los jóvenes ingenieros que quieren trabajar en esta industria tan apasionante tienen que adquirir los conocimientos específicos de nuestros procesos y conocer en profundidad cómo funciona el negocio».
Es difícil prever el futuro de estos cinco estudiantes, pero nadie les puede negar su valentía y atrevimiento con apenas 18 años.