Arranca la reubicación de los puestos del Mercado G-9

L.M.
-
En la actualidad solo hay 9 puestos abiertos en el Mercado G-9 - Foto: Miguel Ángel Valdivielso

El Ayuntamiento espera poder comenzar los trabajos de remodelación del Mercado G-9 a principios de marzo, por lo que ya ha empezado a negociar con los actuales concesionarios su ubicación temporal durante el transcurso de las obras

En los pliegos para la contratación de la obra se posibilitó que el desarrollo de la misma fuera compatible con el mantenimiento de la actividad del mercado. Para ello, el Consistorio ya está hablando con los concesionarios para los traslados de puestos, de manera que hoy mismo realizarán una propuesta de cómo reubicarse con la finalidad de poder continuar con su actividad mientras se ejecutan las obras.

Por otro lado, hay locales en el mercado que están ocupados por asociaciones que lo utilizan a precario, y que tienen que abandonar antes de fin de mes el espacio que ocupan. A tal efecto, ya se les ha avisado telefónicamente y se ha firmado un decreto requiriendo su desalojo para comunicárselo formalmente.

Así mismo, se han buscado alternativas para que la transformación de este espacio genere las menos distorsiones posibles durante las obras; en este sentido, hay dos asociaciones a las que les supone un «trastorno importante» el abandonar el local, a lo cual el Ayuntamiento les ha remitido a la sección de Patrimonio para que les ofrezcan si es posible alguna alternativa. Estas asociaciones son Amigos del Pueblo Saharaui y la de Florentino Díaz Reig, a las que se puede reubicar, si así lo considera el Departamento de Patrimonio. La del Pueblo Saharaui podría ir a un local municipal vacío en la calle Infantas, al lado de donde tienen la sede,  y a la del Florentino Díaz Reig podría ubicarse en los locales del Barrio de San Cristóbal que ha acondicionado la Escuela Taller.

También ocupan espacio en el mercado, la Sección de Juventud, un grupo de scouts y la Asociación Zona G, que los utilizan únicamente como almacén, por lo que tendrán que trasladar sus cosas a otro lugar.

De este modo, se ultiman todos los trámites administrativos para el inicio de la obra que tendrá una duración de 14 meses y supondrá una inversión de 1,2 millones de euros.