La fachada de Edinco no puede cambiarse por su singularidad

C.M.
-
La fachada de Edinco no puede cambiarse por su singularidad - Foto: Miguel Á?ngel Valdivielso

El Ayuntamiento impide colocar un muro cortina con pantallas de vidrio y láminas blancas

Vivir o trabajar en un edificio con una arquitectura singular puede tener ventajas pero también inconvenientes. Lo sabe bien la comunidad de propietarios del bloque de oficinas de la calle Vitoria, 17, el conocido como Edinco. Su singular fachada acristalada de estilo moderno está provocando algunos problemas de humedades en el interior, que se deben solucionar.
Siguiendo en un principio las recomendaciones de algunos técnicos municipales, solicitaron un cambio en la aplicación de la norma zonal que afecta al inmueble para pasar de ‘arquitectura culta’ a ‘arquitectura de renovación’ y así poder realizar en el muro cortina de la fachada un nuevo diseño con pantallas de vidrio y láminas blancas. Sin embargo, tras la consulta realizada a la Comisión Territorial de Cultura y en base a las directrices de la Fundación Docomomo, dedicada a la documentación y la divulgación del movimiento moderno, el Consejo de la Gerencia de Fomento denegó la modificación puntual del Plan General de Ordenación Urbana para permitir esta actuación. «Se apuesta por mantener los edificios emblemáticos en su estado original. Sí se permite que hagan obras de recuperación, consolidación o mejora de la fachada, que tiene problemas estructurales pero sin que ello suponga un cambio de configuración de los huecos y materiales que componen la fachada de ese edificio peculiar de la calle Vitoria», indicó la concejala de Fomento, Ana Bernabé.

[más información en la edicón impresa]