Aumenta en los hogares el consumo de dulces y aperitivos

R.E.C.
-

Las tiendas han notado un cambio en la alimentación que se ve reflejado en la cesta de la compra. Los productos frescos han dejado paso a los elaborados y a la repostería

Mucha gente ha optado por la elaboración casera de panes y dulces. - Foto: Patricia González

España ha iniciado su segunda quincena de lucha contra el coronavirus y salir a realizar la compra se ha convertido en una de las pocas actividades permitidas durante el tiempo que dure el estado de alarma decretado por el Gobierno.
Aunque el abastecimiento está garantizado y el mensaje es de absoluta tranquilidad hay algunos productos más demandados que otros. Según los datos que maneja el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación durante la semana previa y la primera a la declaración del estado de alarma se realizaron compras de acopio.

Han sido las tiendas tradicionales y las grandes superficies las que registraron un mayor incremento del consumo respecto a la misma semana del año anterior. Un repunte que se ha notado significativamente durante los primeros días en la compra de hortalizas y patatas, un 23 por ciento más; en pescado congelado, un 33 por ciento; y en legumbres y frutas, un 70 por ciento más.

Asedas, la Asociación Española de Distribuidores, Autoservicios y Supermercados, ha concluido que el confinamiento que vive la población española ha cambiado los hábitos alimenticios. Una variación que se ve reflejada en la cesta de la compra donde los productos frescos y de primera necesidad han dejado paso a los aperitivos, bebidas alcohólicas y repostería, como evidencia Mercedes Gómez, quien regenta en Juan XXIII Huevos La Granja y donde los ingresos por la venta de lentejas, alubias rojas y huevos han pasado a la de vino, galletas, chocolate y patatas fritas, porque no hay confinamiento que pueda con la tradición de tomar el vermú, aunque sea en versión casera. «La gente se toma sus aperitivos en casa. Los españoles y los castellanos sobre todo no perdonamos el vino», defiende Mercedes Gómez.

(Más información, en la edición de papel de hoy de Diario de Burgos)