La biblioteca se pone las botas

ALMUDENA SANZ
-

La plataforma digital triplica, entre el 13 y el 30 de marzo, el número de altas y también las visitas y reservas hechas por carnés expedidos en la provincia, mientras duplica la cifra de usuarios activos y préstamos de libros

Los usuarios de la Biblioteca Pública de Burgos son los que más acceden a eBiblio y eFilm. - Foto: Valdivielso

El estado de alarma sanitaria echó el candado a todas las bibliotecas de la provincia. Pero ellas han seguido manteniendo su actividad. No se han rebelado contra la orden de confinamiento, sino que, como muchos otros servicios, han seguido atendiendo desde su perfil digital. Y se han puesto las botas. La comparación entre los datos registrados entre el 13 y el 30 de marzo de este año y los del anterior en este mismo periodo de tiempo no deja lugar a dudas. Se han triplicado las altas, las visitas y las reservas y se han duplicado los usuarios activos y los préstamos. 

En Burgos, eBiblio ha ganado 238 nuevos seguidores y en total 725 han estado activos, frente a los 67 que se dieron de alta y los 334 que realizaron alguna operación en el mismo periodo de 2019. Los préstamos han llegado a los 2.002 frente a los 1.045 del año pasado y se han registrado 1.066 reservas, frente a las 276, casi cuatro veces más. Las visitas también se acercan a ese 400% pasando de las 3.544 del anterior ejercicio a las 13.350 del actual. 

"Se ha incrementado muchísimo. Ha habido unos aumentos vertiginosos. Creemos que hay un público menor de 35 años que utiliza masivamente estos fondos durante todo el año, pero hay muchos usuarios que prefieren leer en papel y solo recurren a la biblioteca digital cuando se van de vacaciones y no quieren llevar una maleta llena de libros o viajan en tren o avión", valora José Lorenzo, director de la Biblioteca de Castilla y León, quien aclara que los datos provinciales se obtienen a partir del lugar en el que se ha expedido el carné, aunque pudiera ocurrir que ese clic se haga desde otra provincia ya que todos son válidos para los centros de toda la Comunidad.

El responsable de este servicio destaca que la obligación de entrar a la biblioteca por esta puerta digital está descubriendo sus bondades a personas que de otra manera no se hubieran acercado y augura un boom del audiolibro, un fenómeno ya en Estados Unidos. 

Durante el estado de alarma, la Red de Bibliotecas de Castilla y León facilita a los interesados darse de alta en este portal. Basta con entrar en él y formular la solicitud a través de una herramienta llamada Tabi. 

eBiblio ha seducido sin remedio a los usuarios de la Biblioteca Pública, que son los que más acceden a él, seguidos por los de las municipales capitalinas y las de Aranda, Miranda, Pradoluengo, Belorado, Briviesca, Villarcayo, Medina de Pomar, Lerma, Ibeas de Juarros, además de los bibliobuses. Sus coordinadores señalan que la mayoría ha preferido la lectura en streaming sobre la descarga y se ha leído más en los dispositivos móviles (teléfonos y tabletas) que en el ordenador.

El top ten de los libros más prestados lo encabezan Yo soy Eric Zimmerman, El oasis, Eva, La cara norte del corazón y El legado de las telas, mientras que en prensa la lista la lidera El Norte de Castilla, seguido de Diario de Burgos, El País y La Gaceta de Salamanca. 

Cine a un clic. No todo va a ser literatura, también hay tiempo para el cine. Y la butaca la pone eFilm, una nueva herramienta en marcha desde el 29 de febrero. "Ha sido todo un éxito", resume Lorenzo. Permite ver en streaming películas, series y otros documentos audiovisuales. Alrededor de 8.000 referencias. Entre el 13 y el 30 de marzo, usuarios de 21 bibliotecas de la capital y la provincia utilizaron este servicio con 605 préstamos, "lo que supone el 14% del total de uso de la Comunidad". Los que más clic hicieron fueron carnés de la Pública y la Gonzalo de Berceo de Burgos, seguidas de las de Aranda y Miranda. Se conectaron a través del ordenador, la mayoría, y del teléfono móvil. 

El drama, el cine clásico y la comedia fueron los géneros más demandados y las películas más vistas resultaron ser Pelle el Conquistador, Verano de 1993, Pajaritos, Ocho y medio y Dersu Uzala.