Un millón más por el servicio de Bomberos a 155 pueblos

F.L.D.
-

La Diputación pagará al Ayuntamiento 2,1 millones en cuatro años tras el acuerdo de un nuevo convenio en el que se integrará también la atención de la centralita de emergencias

Un millón más por el servicio de Bomberos a 155 pueblos - Foto: Alberto Rodrigo

Tras varios meses de intensas negociaciones por parte de los técnicos de la Diputación y del Ayuntamiento de Burgos, ambas instituciones han alcanzado un acuerdo para suscribir un nuevo convenio en materia de incendios. A lo largo de los próximos cuatro años, la administración provincial pagará a la municipal 2,1 millones de euros por que el parque de Bomberos de la capital de servicio a un total de 155 municipios del alfoz. La cantidad con respecto al que todavía está en vigor y que finalizará el 31 de diciembre de 2019, es sustancialmente mayor. En concreto, la diferencia será de 850.000 euros. Además, en el documento que hoy mismo presentará en la comisión de Personal la concejala de Seguridad Ciudadana, Blanca Carpintero, se integra la atención de emergencias en centralita.

En 2016, el montante acordado por Diputación y Ayuntamiento ya se incrementó de manera notable, algo que ambas partes achacaron a la gran cantidad de salidas que realizaban desde el parque capitalino, más aún teniendo en cuenta que atienden a un tercio de la provincia. También por la necesidad de conceder una estabilidad jurídica a las actuaciones de Bomberos. Este nuevo acuerdo mejora aún más las condiciones para el Consistorio, aunque también se añade el servicio de atención de llamadas del centro de emergencias 112. La dotación económica irá en aumento hasta 2023. Así, el primer ejercicio el pago será de 475.000 euros, el segundo de 500.000, el tercero de 550.000 y el último de 575.000. El convenio también da la posibilidad de prorrogarlo por un periodo de un año hasta un máximo de dos.

Esos 2,1 millones de euros acordados para cubrir el servicio que los Bomberos prestarán a los 25.000 ciudadanos que viven en los 155 pueblos cercanos a la capital (en un radio de unos 25 kilómetros), suponen aproximadamente el 7% del presupuesto del parque de Burgos, que es el equivalente a las salidas que realizan los efectivos a la provincia con respecto al total de servicios. Con esta cantidad también se pretende sufragar el problema de códigos postales por el cual la Diputación percibe dinero de la Asociación Empresarial del Seguro (Unespa) por inmuebles de los barrios de Cortes y Castañares.

DOS CONVENIOS EN UNO 

En el convenio acordado por Diputación y Ayuntamiento se integra otro servicio que ya estaban prestando los Bomberos de la capital, pero que se englobaba en un documento distinto. Hasta ahora, por el servicio de gestión de avisos telefónicos transferidos al parque desde la sala de emergencias 112, la institución provincial abonaba 18.000 euros anuales. La centralita identifica automáticamente la localidad antes de transferirla al Servicio Municipal de Extinción de Incendios, de tal manera que sólo llegan las que están dentro de su ámbito de actuación.

Cabe recordar que para el resto de municipios de menos de 20.000 habitantes fuera de los 155 que se encuadran dentro de este convenio, cuya competencia en materia de incendios posee la Diputación, hay 19 parques de voluntarios. Además, tiene suscritos convenios con Aranda y Miranda para dar servicio a los pueblos de sus respectivas comarcas. Según el acuerdo, en la gestión de llamadas a centralita se ha construido una base de datos con todas las poblaciones, de tal manera que a cada una se le asocia una lista ordenada de hasta cinco parques.

El convenio también contempla que la movilización se activará para los Bomberos de Burgos cuando se produzca un siniestro en alguno de los 155 pueblos, siempre que sean avisos de emergencia. Se excluyen, por tanto, los que estén relacionados con animales o servicios preventivos, ya que en este caso sólo los atenderán dentro del término municipal de la capital.