scorecardresearch

Contador a cero para la nueva Arandina

J.A.D.C.
-

El conjunto ribereño se reinventa cambiando prácticamente por completo su proyecto deportivo, pero sin dejar de aspirar con todo a la lucha por el ascenso de categoría

Foto de familia de la plantilla blanquiazul este jueves en su tradicional ofrenda floral y visita a la patrona de la ciudad - Foto: J.A.D.C.

Volver a empezar. Con ese planteamiento afronta la Arandina la nueva temporada en la recién estrenada Tercera División RFEF. Un reto apasionante tras haberse quedado una vez más a las puertas del ascenso el curso anterior, y ante el que el conjunto ribereño tratará de marcar otra vez su espacio para intentar luchar por una de las plazas altas de la clasificación que dan pie a poder soñar con el cambio de categoría. Lo hará además por historia y trayectoria, pero también por convicción de un club que se ha reinventado fruto de la crisis, y que ha hecho bandera de la juventud y el talento este curso para intentar promocionar sobre el césped a varias de las figuras emergentes en la disciplina tanto del fútbol autonómico como del nacional.

Con todo y ello, Álex Izquierdo será el encargado nuevamente de dirigir la nave blanquiazul. Será una clara apuesta por la continuidad de un bloque de trabajo (el del cuerpo técnico), que ha llevado en los últimos años a la entidad del Duero a disputar tres playoff de ascenso consecutivos, y que ha demostrado así su clara capacidad motivacional para engranar vestuarios competitivos a lo largo de la competición.

Debut en Miranda. Para que eso ocurra, sin embargo, la Arandina aún deberá sumar muchos puntos en esta temporada que ahora inicia. Tan importantes, además, como los que se jugará esta tarde en los campos de Ence de Miranda de Ebro (18.00 horas). Y es que, precisamente, ha querido la casualidad que el conjunto rojillo sea quien estrene el calendario oficial en liga de la plantilla blanquiazul.

Un hecho cargado de simbolismo porque la Arandina intentará que dicho escenario sirva hoy para cerrar un claro círculo emocional (fue el Mirandés B precisamente el equipo encargado de eliminar a los ribereños de la lucha por el ascenso), pero también para comenzar con buen pie el asalto al objetivo del club. Con esas, además, llega convencido el técnico ribereño a Miranda. Y es que, en su discurso, Izquierdo ha querido destacar la «ilusión» del equipo tras un mes de duro trabajo, que ha servido para «sentar unas bases sólidas», pero sobre todo, para poder entrar a este primer partido de la temporada «con garantías» de poder sumar la primera victoria del año.