scorecardresearch

«Estamos trabajando para llegar a tope a Miranda»

JOSÉ A. DEL CURA
-

Juan del Rincón analiza para DB las primeras sesiones de trabajo con sus nuevos compañeros y el cambio radical en el proyecto de la Arandina de cara a esta temporada

Juan del Rincón, durante un entrenamiento con el conjunto blanquiazul esta pretemporada. - Foto: ACF

Suele decirse que es difícil ser profeta en tu tierra, pero dicho escenario no parece obedecer al caso de Juan del Rincón. Recién aterrizado de nuevo en la Arandina tras un periplo de varios años enrolado en diferentes clubes de la provincia (como Racing Lermeño, Burgos Promesas o Bupolsa), el jugador ribereño no ha tardado en coger galones dentro del equipo que dirige Álex Izquierdo, pero tampoco en enfundarse el brazalete de capitán y la responsabilidad de éste desde el primer instante.

Sabe que el proyecto blanquiazul 2021/2022 se alejará de forma sensible de lo vivido históricamente hasta la fecha, pero aunque el club haya decidido apostar en gran medida por firmar talento joven y recuperar a gente de la casa de cara a este curso, Del Rincón tiene claro que, más allá de «mirar si la gente es de la tierra o no», lo que tanto míster como directiva han valorado a la hora de conformar la plantilla, es que «todos y cada uno de los jugadores incorporados vayan a sumar». 

«Al final si eres de la tierra, como es mi caso, vas a tener un plus de sentimiento y la ilusión por volver a casa» indica, «pero frente a eso hay que demostrar también tus cualidades y aportar para cumplir con los objetivos deportivos», ha señalado.

De momento, y en ese sentido precisamente, la plantilla parece estar respondiendo bien, aunque como ha querido apuntar cauto, «al final el grupo  de esta temporada se compone de un 90% de gente nueva, por lo que aún tenemos que acoplarnos, saber cómo jugamos, y ver qué características tenemos cada uno». Un trabajo que «no se hace de la noche a la mañana», pero que esperan sirva (el desarrollado estas semanas), para corregir errores y que «los defectos que se están viendo en esta pretemporada, no existan cuando «llegue el 4 de septiembre y juguemos con el Mirandés B».

Así, para el futbolista ribereño el objetivo es bien sencillo. Al menos en lo más inmediato: «sacar los tres primeros puntos del primer partido de liga». Pero también «los tres siguientes y los siguientes», detalla. «Luego se llegará hasta donde se llegue», valora, pero «siempre sumando de tres en tres».

Para ello será clave el rápido acoplamiento al bloque de todo el vestuario. Una circunstancia en la que el ribereño se muestra más que positivo y ante lo que argumenta tranquilo que, «un vestuario unido, quieras que no, siempre suele conseguir los objetivos. Y aquí, hasta la fecha, hay un buen grupo de trabajo». 

«Nos entendemos todos muy bien y salen entrenamientos buenos y con mucha intensidad», relata. Un factor que será clave para llegar al inicio liguero «en buenas condiciones» y con «buena sensaciones», pero que espera sirva también para reenganchar con su juego a gran parte de los aficionados perdidos en las gradas. «Este año la propuesta es verdad que será más colectiva y de asociarse y eso puede hacer disfrutar a la gente», finaliza. «De todos modos, yo ya lo dije a mi llegada. El jugador tiene que  disfrutar dentro del campo, pero también hacer disfrutar a la afición que está apoyándole. Sólo así volveremos a llenar ElMontecillo».