A por los oros en kata y kumite +68

Europa Press
-
Sandra Sánchez y Damián Quintero - Foto: EFE

Sandra Sánchez, Laura Palacio y Damián Quintero garantizan las primeras medallas para la delegación española en el Campeonato de Europa de Kárate

Los dos grandes referentes de la selección española, Sánchez y Quintero, cumplieron pronósticos en la modalidad de kata durante el inicio del Campeonato de Europa de kárate, que se disputa en Guadalajara hasta el próximo domingo. Con su buen desempeño matutino, fueron los primeros en meterse en la pelea por el oro continental, donde partirán como favoritos. 
La talaverana, actual campeona del mundo y número 1 del ranking de la WKF, logró con 26,60 la mejor puntuación en la fase de grupos, tras usar la kata Kururunfa. Campeona de Europa en las últimas cuatro ediciones, Sánchez se citó por un quinto título seguido con la que se preveía su más directa rival, la italiana Viviana Bottaro, actual nº 3 del mundo y que hizo 25,62 puntos. 
En el masculino, Quintero tampoco falló en su estreno y se clasificó para una final individual en la que ha estado presente desde el 2014, y en la que nadie le ha batido desde entonces. El malagueño, actual subcampeón del mundo y nº 2 del ranking de la WKF, también tendrá al oponente esperado en la finalísima, el turco Ali Sofuoglu, al que ya derrotó tanto en 2017 como en 2018. Quintero también usó la kata Kururunfu en la fase de grupos, con la que obtuvo 25,60 puntos. 
La otra alegría de la primera jornada de este Europeo de Guadalajara la dio Laura Palacio, en la modalidad de kumite +68 kilos. La madrileña era una de las mejores opciones individuales para dicha modalidad de combate, ya que había conseguido el bronce en 2018. Pero Palacio mejoró sus prestaciones y alcanzó la final después de deshacerse con trabajo tanto de la belga Ophelie Mulolo como de la kosovar Fortesa Orana; a partir de ahí, se mostró muy segura ante la neerlandesa Ingrid Creemers y luego contra la finlandesa Titta Keinanen. Ahora, para conseguir el oro, la madrileña deberá derrotar a la griega Eleni Chatziliadou, gran favorita en su condición de campeona del mundo.

 

Sin repescas en kumite

Pero la sesión vespertina arrojó malas noticias, ya que Matías Gómez, Gema Morales, Carlota Fernández y Cristina Ferrer perdieron en sus categorías de kumite y luego sus verdugos no llegaron a ninguna final, lo que hizo desvanecerse las opciones de seguir vivos vía repescas. 
Así, Gómez perdió en -60 kg ante el turco Eray Samdan por 0-5 en la segunda ronda, habiendo estado exento de luchar en primera ronda. Morales sí ganó en su debut contra la eslovaca Lucia Kovacikova (5-3), pero cayó en la segunda ronda por 2-7 frente a la bielorrusa Mariya Koulinkovitch. 
Por su parte, en -55 kg, Fernández estuvo exenta de primera ronda y se motivó para ganar primero a la inglesa Carla Burkitt (2-1) y después a la lituana Gabriele Marozaite (4-0), aunque en la cuarta ronda cedió ante la ucraniana Anzhelika Terliuga (1-5). Y Ferrer sucumbió en la primera ronda de -61 kg ante la eslovaca Ingrida Suchankova, por 1-5.