Alertan de un timo relacionado con la tarjeta del comedor

DB
-

El Ayuntamiento advierte del envío de correos electrónicos "fraudulentos" en los que se insta al receptor a abonar un dinero y pinchar en un enlace para recibir la ayuda para comprar alimentos

Alertan de un timo relacionado con la tarjeta del comedor

El Ayuntamiento de Burgos ha alertado de un timo a través del correo electrónico relacionado con la tarjeta monedero dirigida a las familias de los escolares que disfrutaban de una beca de comedor.

Según fuentes municipales, algunos afectados han denunciado la recepción de correos "fraudulentos" en los que se les explicaba que no se había podido entregar la tarjeta monedero (cargada con 150 euros para comprar alimentos) por tener incompleta la dirección del domicilio. Igualmente se instaba al receptor a pagar 1,79 euros y pinchar en un enlace que, al parecer, caducaba a las 7 de la tarde.

"Se trata de un timo", han recalcado desde el Consistorio, que ruega a quienes lo reciban que "denuncien, no respondan y eliminen" el citado email. 

Hace unas semanas se anunció que los 623 escolares de los niveles de Infantil y Primaria y de las escuelas infantiles municipales que disfrutaban de una beca de comedor al cien por cien recibirían en sus domicilios una tarjeta monedero cargada con 150 euros para comprar alimentos. 

El objetivo de esta medida era garantizar la alimentación de estos menores durante el tiempo que las clases estén suspendidas, dado que son familias con menos recursos.

Tras recibir la lista de beneficiarios por parte de la Junta y añadir los de las tres escuelas municipales, la Gerencia de Servicios Sociales del Ayuntamiento inició los trámites para enviar esta tarjeta monedero recargada a los domicilios mediante correo ordinario. "Se llamará a lo largo de esta semana a las familias para verificar las direcciones y luego se procederá al envío", señaló entonces la consejala Lola Ovejero.

Las familias con un hijo tenían derecho a recibir 150 euros; las que tienen dos, 300 y así sucesivamente. Solo estará permitido comprar alimentos y deberá hacerse en establecimientos enclavados y con posterioridad se harán las comprobaciones. 

Según fuentes municipales, alguien ha tratado de aprovecharse de esta situación para timar a los receptores mediante el envío de correos fraudulentos.