Gómez reivindica los restos del panteón de Ruiz Zorrilla

G.G.U.
-

El concejal no adscrito pide que se traigan del Burgo de Osma, donde se trasladaron los huesos y el monolito funerario del político decimonónico español en 2010. Sus herederos no renovaron la concesión de su panteón en el cementerio de Burgos

El concejal no adscrito Fernando Gómez reivindicó ayer «la restauración» del mausoleo de Manuel Ruiz Zorrilla, promotor de la I República y político clave en la segunda mitad del siglo XIX, que murió de forma repentina en 1895 en la capital, ciudad natal de su esposa. Así, lo enterraron aquí y el doctor Esquerdo, amigo íntimo del republicano, le encargó un panteón con monolito y un busto como remate.
Pero vencidos los 100 años de concesión (el máximo legal) sus herederos no la quisieron renovaron y el Ayuntamiento, para evitar que los restos del político fueran al osario común, llegó a un acuerdo para trasladarlos a su lugar de origen: el Burgo de Osma. En octubre de 2010, fecha de la foto, se produjo el traslado oficial del cadáver y, entonces, ya se había desmontado el monolito con el busto.
Este último matiz es significativo, dadas las afirmaciones que hizo ayer el concejal: «Cuál es mi sorpresa cuando, hace unos días, me doy una vuelta por el cementerio y veo que [el monolito del panteón] no existe, se lo han llevado». Y a esto añadió que, hizo «consultas a la Junta y al propio Ayuntamiento y nadie nos dice que ya no está». Algo llamativo, dado que este periódico ya informó en 2009 de que en la negociación con el Burgo de Osma entraba todo el conjunto.
También pidió un catálogo de los mausoleos del cementerio, dado que considera que son reflejo de un momento de la historia reciente e, igualmente, de las corrientes artísticas del siglo XX y XXI.