scorecardresearch

"¿Sabes el juego de la patata caliente? ¡Pues así estoy!"

Europa Press
-

En la recta final de su embarazo, Paula Echevarría siente que va a dar a luz de un momento a otro aunque no pierde la ocasión para regalar otro look premamá de ensueño

Contando los días para convertirse en mamá por segunda vez, y visiblemente molesta tras haber cogido 25 kilos en el embarazo, Paula Echevarría continúa regalándonos looks premamá y, luciendo la mejor de sus sonrisas, bromea con lo poco que queda ya para el nacimiento del pequeño Miguel Jr, que tanto ella como su pareja, Miguel Torres, esperan tan expectantes como ilusionados.

Apuntándose a una de las tendencias de la temporada, el chándal de verano, la asturiana bromea con sus seguidores y confiesa, divertida, que está a puntito de dar a luz. Y es que, ni corta ni perezosa, confiesa que "estoy como el juego de la patata caliente" - es decir, a punto de 'reventar' - cuando le comentan que no le queda nada para convertirse en mamá de nuevo.

 

Eso sí, a pesar del peso ganado y de lo hinchada que está en los últimos días - como todas aquellas mujeres que se encuentran embarazadas de 9 meses y presienten que su bebé podría nacer de un momento a otro - Paula está guapísima y continúa presumiendo de estilo en sus redes sociales.

Muy bronceada y con la ilusión escrita en la cara, la actriz luce un chándal 'de verano' en color blanco, una nueva tendencia fashion con tantos seguidores como detractores, con la que presume de piernas bronceadas sin renunciar a la tan ansiada comodidad en la recta final del embarazo.