26 años de cárcel por matar a su mujer en Arévalo (Ávila)

Ical
-
La Guardia Civil patrulla junto a la vivienda donde vivía la mujer muerta en la localidad de Arévalo en octubre de 2016. - Foto: Ricardo Muñoz (Ical)

En el fallo se le priva la patria potestad sobre las hijas y la prohibición de acudir en diez años a Nava de Arévalo u otra residencia de ellas, sus abuelos maternos o hermana de la víctima

El magistrado presidente del jurado popular que recientemente emitió veredicto de culpabilidad en el caso del hombre juzgado por matar a su mujer en Arévalo (Ávila) ha dictado una sentencia por la que se condena a 25 años de prisión por un delito de asesinato con alevosía, con la agravante de parentesco y la agravante de género, y a otro año de prisión un delito de lesiones en el ámbito familiar. La sentencia notificará a las partes con el apercibimiento que contra la misma cabe interponer recurso de apelación ante el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León. (TSJCyL).

En el fallo se acuerda además la privación de la patria potestad sobre las hijas y se le impone la pena de prohibición expresa de acudir a la localidad de Nava de Arévalo (Ávila) o cualquier otra en que pudiera fijar su residencia sus hijas , sus abuelos maternos o hermana de la víctima, por un periodo de diez años superior al de la pena de prisión que se le impone (en total de 35 años). Asimismo, se decreta la libertad vigilada durante diez años y para su cumplimiento posterior al de la pena privativa de libertad.

En la sentencia se contempla la privación del derecho a la tenencia y porte de armas durante un año y la accesoria de no acercamiento y de comunicación a través de cualquier medio o procedimiento con sus hijas, la hermana y los padres, sus respectivos domicilios y lugares de trabajo o estudio a una distancia de 10 kilómetros y la prohibición de entrada en el término municipal donde aquellos residan o desarrollen sus trabajos y estudios por tiempo de dos años. También se le priva al condenada de la patria potestad respecto de sus hijas.

En otro punto de la resolución judicial se le condena a indemnizar a las dos hijas en la cantidad de 150.000 euros, en favor de cada una de ellas, a los padres de su mujer, en la suma conjunta de 150.000 euros y a la hermana de la asesinada en la cantidad de 80.000 euros y ichas cantidades devengarán los intereses legales del artículo 576 de la Ley de Enjuiciamiento Civil. En todo caso, será de abono al condenado para el cumplimiento de las penas privativas de libertad, el tiempo que hubiera estado en prisión preventiva por esta causa.