Sodebur reparte 1,7 millones en microcréditos

F.T.
-
Sodebur reparte 1,7 millones en microcréditos

85 emprendedores y empresarios se han beneficiado de esta línea de ayudas que ha generado una inversión de 5,2 millones y consolidado 130 empleos, además de crear otros 70

Hace seis años la Diputación, a través de la Sociedad para el Desarrollo de la Provincia de Burgos (Sodebur), dentro del plan estratégico para impulsar la actividad económica en el medio rural, entre otras medidas, decidió poner en marcha una línea de ayuda a través de microcréditos a los que podía acogerse tanto emprendedores para poner en marcha nuevos negocios como empresarios para ampliar sus instalaciones o implantar nuevas líneas de negocio.


Desde 2013, Sodebur ha invertido en esta línea de ayuda 1,1 millones de euros, cantidad a la que hay que sumar el importe de las amortizaciones devueltas de los beneficiarios, «que se vuelve a reinvertir en la concesión de nuevos préstamos», apuntan desde esta sociedad  que ha concedido ya 85 préstamos por un importe global que supera los 1,7 millones de euros. Al reinventir el dinero de las amortizaciones, lo que logra Sodebur es que continuamente haya financiación y no tener problemas porque se agota la partida de crédito, ya que se establece una línea continua que se va retroalimentando con el dinero que se va devolviendo de los créditos concedidos. Desde Sodebur destacan el hecho de que no se registren impagos, lo que sin duda contribuye al éxito de este sistema de financiación de nueva iniciativas empresariales.


El importe de los microcréditos o préstamos concedidos se ha multiplicado por tres en cuanto a inversión de emprendedores y empresarios, ya que según los datos facilitados por Sodebur se ha alcanzado ya una inversión de 5,2 millones de euros, que han facilitado la creación de 70 nuevos empleos y mantener otros 130 puestos de trabajo, la mayor parte de ellos en el medio rural.
Una de las principales dificultades con la que se encuentran los emprendedores a la hora de poner en marcha sus proyectos empresariales es la falta de financiación y por eso desde la Diputación se diseño esta línea de microcréditos o préstamos a un tipo de interés del  1,5%, a devolver en un máximo de 4 años y que aporta hasta el 70% del proyecto de inversión presentado, con un máximo de 25.000 euros. Pero si importante es el tipo de interés no lo es menos el hecho de que el préstamo, si se considera que el proyecto es viable, se concede «sin garantías ni avales más allá de la propia solidez y viabilidad del plan de empresa», apuntan desde Sodebur, a la vez que recuerdan que algunos socios europeos se han interesado por conocer esta línea de ayudas, una  de las muchas que tiene la sociedad, «por los buenos resultados que estamos obteniendo y la buena acogida que tiene tanto entre los emprendedores como entre los empresarios, que además tienen otras convocatorias para ampliar sus instalaciones. Las empresas que acceden a esta financiación suelen ser negocios rurales que desean ampliar su negocio.  


Comisión de valoración.

Una vez presentada la solicitud de ayuda y revisada la documentación, existe una comisión técnica de valoración que analiza los proyectos y decide la concesión o no de los préstamos. Esta comisión está constituida por el Centro Europeo de Empresas e Innovación (CEEI, Asociación de Jóvenes Empresarios (AJE), Federación de Asociaciones Empresariales (FAE), Cámara de Comercio, Instituto para el Deporte y la Juventud (IDJ, Federación de Empresarios de Comercio y de la propia Sodebur.