Los datos de la jornada electoral

Agencias
-

Los datos de la jornada electoral - Foto: Manuel Bruque / EFE

El reto de superar el 70 por ciento de participación

Ante los llamamientos a la movilización de sus votantes que los líderes políticos han hecho durante la campaña electoral, superar el 70% de participación en las elecciones generales de mañana se presenta como un reto para todas las formaciones políticas.
En las dos últimas convocatorias electorales la participación se quedó muy cerca de ese porcentaje, con un 69,67% en las elecciones generales de diciembre de 2015 y un 69,84% en las de junio de 2016. Unas cifras inferiores en todo caso a la media del período democrático, que se sitúa en el 72,8%, con el pico más alto en las elecciones constituyentes de 1977, en las que votó el 78,83% del electorado. La cota más baja se dio en los comicios de marzo de 1979, cuando la participación cayó hasta el 68,04%.
También tienen su peso en los comicios los sufragios de los que optan por votar en blanco o depositan una papeleta nula. Para el voto en blanco, el CIS ha pronosticado un 2,3% en su barómetro preelectoral del 28-A, si bien el porcentaje real nunca ha llegado a ser tan alto en unas elecciones generales.
Tradicionalmente, el número de votos nulos en el Senado es muy superior al del Congreso, y así ocurrió en junio de 2016, cuando según el Ministerio del Interior se computaron 606.435 votos nulos en la Cámara Alta (el 2,53% del electorado) frente a los 225.504 del Congreso. El sistema de listas abiertas en el Senado, que obliga al votante a marcar en la papeleta a los candidatos (tres como máximo en las circunscripciones con cuatro escaños; dos en las islas que eligen tres senadores y uno en las restantes) influye en estos votos nulos.

 

Más de 1,2 millones de votos por correo

Un total de 1.241.728 españoles han votado por correo en las elecciones generales que se celebran mañana, la segunda cifra más alta de la historia, sólo superada por la cifra de los comicios de 2016, cuando 1.357.000 ciudadanos votaron por correo. La cifra de 1,24 millones de votos por correo supone el 92% del total de solicitudes, también por debajo del 93% de la jornada electoral de 2016. 
Se han registrado algunas dificultades en las gestión de este tipo de votación, en algunas oficinas se llegaron a acumular colas de varias horas, debido al "solapamiento" de las elecciones generales con las municipales, autonómicas y europeas del 26 de mayo y con la celebración de la Semana Santa. Para solventar estos problemas, Correos incrementó en 4.500 sus efectivos y se amplió el plazo de presentación del voto hasta ayer viernes, manteniendo algunas oficinas de la entidad abiertas hasta las 24,00 horas,
En el momento en el que se abran los locales electorales de los 8.131 municipios de España, a las 09,00 horas, un primer equipo de trabajadores de Correos entregará los votos en custodia. Asimismo, otro grupo hará llegar a las mesas electorales aquellos votos por correo que pudieran recibirse durante el transcurso de la jornada y un último equipo se encargará de recoger el tercer sobre con una copia del acta del escrutinio al finalizar la jornada. Correos también será el encargado de la custodia de dichos sobres y de su posterior entrega, el lunes a primera hora, a las juntas electorales correspondientes.  

 

Medio millón de ciudadanos atenderá las mesas electorales

Entre titulares y suplentes, 540.342 personas se encargarán de atender las 60.038 mesas electorales repartidas por todo el país para las elecciones generales de este domingo, una labor por la que cada uno de ellos cobrará 65 euros en concepto de dieta, 1,76 euros más que en los comicios de junio de 2016. 
En total, son 180.114 los miembros titulares de las mesas electorales seleccionados, 7.500 más que en los comicios de hace tres años, y 360.228 los suplentes, 15.000 más que en las generales de junio de 2016. IMPRESCINDIBLES PARA CONSTITUIR LAS MESAS  
Su labor comienza a las 08,00 horas del domingo, que es cuando están convocados. La cita es para el presidente y los dos vocales elegidos, pero también para los suplentes (dos por puesto), que tienen que acudir al colegio electoral por si fallan los titulares, lo que supone una movilización en total de 540.342 personas en todo el país. Las mesas no se constituyen sin estos tres cargos y, si falta alguno, la Junta Electoral puede obligar a los primeros votantes que se acerquen a formar parte de la mesa. 
Una vez constituidas las mesas, a las nueve de la mañana se abrirán los colegios electorales, donde se podrá votar hasta las 20.00 horas.
Además de tener derecho a una dieta, los ciudadanos que hayan formado parte de las mesas y que sean trabajadores por cuenta ajena podrán ver reducida la jornada laboral del día siguiente en cinco horas. 

 

Más de 92.000 agentes para garantizar la seguridad del 28A

Los agentes de diferentes cuerpos policiales vigilarán mañana el buen desarrollo de las elecciones generales en un dispositivo que ha llevado al Ministerio del Interior a reforzar las medidas antiterroristas del nivel 4 de alerta y poner en marcha un plan especial para impedir ciberataques.
Según los datos facilitados por el Ministerio del Interior el operativo de seguridad para el 28A es muy similar al de las últimas elecciones generales de 2011, 2015 y 2016 y supondrá un despliegue de más 45.000 guardias civiles y casi 30.000 policías nacionales.
A ellos se sumarán 13.300 agentes de las policías locales y unos 4.300 efectivos de los cuerpos autonómicos de la Ertzaintza, Mossos d'Esquadra, Policía Foral de Navarra y la de Canarias.
El plan, que incluye establecer el nivel 4 de alerta antiterrorista, hace hincapié en la vigilancia y protección de los actos electorales, de los medios de transporte, las infraestructuras críticas, los centros de votación, las sedes de partidos o lugares donde haya gran confluencia de ciudadanos.
También se intensificarán los controles aleatorios de vehículos y se recuerda que los agentes de servicio el domingo en los colegios deberán prestar a los presidentes de mesa el auxilio que requieran, dentro y fuera de estos centros.Asimismo, el plan incluye entre sus objetivos el de garantizar el libre ejercicio del derecho al voto y el de proteger la confección, traslado y transmisión de los datos del proceso.

 

El recuento de votos

Las papeletas que se depositen en las elecciones generales de este domingo serán objeto de un doble recuento: primero en las mesas electorales nada más cerrarse los colegios y, a partir del miércoles, 1 de mayo, se procederá a un escrutinio general en las juntas electorales provinciales, incluyendo ya las papeletas enviadas desde el extranjero. 
A las 20,00 horas del domingo se introducirán en las urnas los sobres de los votantes por correo, cuyas papeletas han sido llevadas por trabajadores del operador postal a lo largo del día, y votarán los miembros de la mesa. A continuación se dará por cerrada la mesa electoral y comenzará el escrutinio de los votos, que tiene carácter público. 

En primer lugar se contarán los votos al Congreso y después se contabilizarán las papeletas del Senado y la mesa electoral deberá confrontar el total de papeletas con el de votantes que han ejercido su derecho a voto y han sido anotados en las listas de los vocales. Si todo es correcto, se anunciará en voz alta el resultado.

A partir del miércoles día 1 de mayo y siempre antes del sábado 4 de mayo, se procederá a un segundo recuento, el escrutinio general, esta vez en las juntas electorales provinciales, incluyendo el voto de los residentes ausentes (CERA) llegado desde el extranjero. La sesión se inicia a las diez de la mañana en la sede del local donde ejerce sus funciones el secretario de la Junta Electoral y, al igual que ocurre en las mesas electorales, es un recuento público.