ERE de CaixaBank: 28 trabajadores y 2 oficinas menos

J.M.
-
ERE de CaixaBank: 28 trabajadores y 2 oficinas menos - Foto: Alberto Rodrigo

Los sindicatos confían en que la pérdida de empleo en Burgos se resuelva son prejubilaciones

Los trabajadores de CaixaBank en Burgos están hoy mucho más tranquilos que hace apenas 48 horas. La entidad financiera comunicó ayer a los sindicatos que el «excedente» de trabajadores que tiene en la provincia es de 28 personas, lo que hace pensar a los representantes de la plantilla que las salidas que se producirán serán voluntarias (con prejubilaciones) y para nada traumáticas. Al menos en UGT no se contempla otro escenario. Se prevé también el cierre de dos oficinas, lo que tampoco parece una cifra significativa.
Si bien el de ayer no era tampoco un día para celebrar, ya que aunque no sea dramático se producirá una reducción de empleo y probablemente se impondrá un cambio en los horarios para los trabajadores que pasen a las oficinas store (algo que en UGT no respaldan), la comparación de los efectos del ERE con otras provincias puede dejar satisfechos a los empleados de Burgos. Sin ir más lejos porque en Valladolid, donde la presencia de la entidad es más pequeña, se prevé la salida de 28 trabajadores y el cierre de 5 oficinas.
En Salamanca también se contemplan 14 salidas y 4 cierres de sucursales, en León 27 empleados menos y que se baje la persiana en 4 oficinas y en Palencia, Ávila, Zamora, Soria y Segovia se fijan 12, 11, 8, 7 y 5 salidas más respectivamente... Lo que habrá que comprobar más adelante es si se trata de una reestructuración o si se produce un repliegue en este tipo de territorios.
En Asturias, también dependiente de la delegación territorial de Burgos, se contemplan 58 salidas y el cierre de 11 oficinas. Pero lo cierto es que todo el país está salpicado por un ERE que inicialmente se ha planteado con la salida de un total de 2.157 trabajadores.
En ocasiones anteriores, CaixaBank ha ofrecido la posibilidad de que se prejubilen los trabajadores que ya han cumplido los 55 años. Aún está por ver si en esta ocasión se mantienen las condiciones.