scorecardresearch

La UCI se repliega, pero deja 5 camas 'extra' para repuntes

G.G.U.
-

La presión por la covid se reduce lentamente y ha permitido bajar de 40 a 32 puestos. Este martes había 12 críticos a causa de la infección vírica

La UCI sigue con un goteo constante de ingresos por covid. - Foto: Alberto Rodrigo

La reducción de la presión por la enfermedad del coronavirus en los hospitales de la provincia está siendo muy lenta pero continuada, y eso ha permitido a la UCI liberar otras ocho camas y quedarse con 32 en lugar de con las 40 que ha mantenido en las últimas semanas. Así, el planteamiento actual es que esta unidad (de referencia para toda la provincia y en unas cuantas indicaciones también para Soria) afronte el verano con cinco camas más de las 27 con las que se inauguró hace ahora nueve años, de forma que pueda hacer frente con cierta holgura a posibles repuntes de ingresos por covid y también a la casuística propia de la estación, en la que suele haber más accidentes de tráfico.

Burgos ha amanecido este martes con 31 personas hospitalizadas por la covid, de las cuales 19 estaban en planta (14 en el HUBU y 5 en los comarcales) y otras 12 en la UCI, que consiguió compensar con altas los cuatro ingresos por covid registrados a lo largo del puente del Curpillos. Así pudo mantenerse con 12 enfermos muy graves a causa de la infección, de los cuales cerca del 40% son menores de 60 años. 

La reducción de la edad media de los pacientes contagiados que acaban desarrollando la covid en forma grave no es nueva, se ha ido produciendo de forma progresiva y casi paralela al avance de la vacunación. Las personas de más edad y con mayor riesgo de complicaciones en caso de contagio están vacunadas (los residentes de geriátricos y la mayoría de los mayores de 80 años llevan meses con la pauta completa), por lo que quienes ingresan ahora por la covid en un hospital son bastante más jóvenes de lo que eran hace un año o medio. Esta circunstancia facilita que, en general, la evolución sea mejor, tanto en planta como en críticos, con estancias más cortas y más rotación de pacientes (...).

(Más información, en la edición impresa de Diario de Burgos de este martes o aquí)