scorecardresearch

Dani Díez negocia con el Hereda San Pablo

C.P.
-

El alero madrileño está libre tras rescindir su contrato con el Lenovo Tenerife y ha despertado el interés del equipo burgalés

Dani Díez lanza a canasta durante un partido con el Lenovo Tenerife. - Foto: ACB Photo E. Cobos

Zan Tabak dejó claro en su presentación que la primera tarea que debían resolver era la incorporación de los jugadores nacionales y el Hereda San Pablo ya se ha puesto manos a la obra para cumplir los deseos de su nuevo entrenador. La dirección deportiva azulona ha puesto su mirada en Dani Díez, un alero de 28 años que quedó libre después de rescindir el pasado mes de mayo el contrato que le vinculaba con el Lenovo Tenerife.

El exterior madrileño, de 2.01 metros, es un ‘3’ físico, capaz de poner en problemas a su par por su corpulencia, intenso en defensa, con buena mano desde el perímetro y con gran capacidad reboteadora. Además, es un buen conocedor de la Liga Endesa porque lleva casi una década compitiendo en la máxima categoría del baloncesto español. Se formó en la cantera del Movistar Estudiantes y pronto llamó la atención del Real Madrid, que le fichó para su equipo júnior. Tres años después, Pablo Laso le hizo debutar en la ACB en la campaña 2011/12. Disputó tres encuentros ese año con el conjunto merengue antes de poner rumbo al Gipuzkoa Basket, con el que logró ir ganando protagonismo en la competición. Al curso siguiente, regresó a la escuadra merengue, pero volvió a salir cedido a San Sebastián, donde consiguió dar un salto en su rendimiento y consolidarse en la ACB. Fue nombrado el mejor joven de la liga esa temporada gracias a sus 12.1 puntos, 6.8 rebotes y 14.6 de valoración por partido.

Su rendimiento llamó la atención del Unicaja y se fue a Málaga, donde estuvo cuatro campañas. Allí, llegó a disputar la Euroliga y se proclamó campeón de la Eurocup. Después de ese ciclo, recaló en el Tenerife. En su primer curso en la isla, recuperó su mejor nivel y así lo atestiguan sus números: 8.7 puntos, 5.8 rebotes y 12.5 de valoración por encuentro en la Liga Endesa. Además, conquistó la Copa Intercontinental. 
Sin embargo, la pasada campaña apenas tuvo protagonismo por culpa de unas molestias en la parte baja de la espalda (...).

(Más información, en la edición impresa de Diario de Burgos de este lunes o aquí)