Publicidad en versión popular

I.M.L.
-

El arandino César Andrés Baciero crea variaciones de los anuncios de las más diversas marcas utilizando imágenes icónicas de famosos

César Andrés Baciero

Pónganse en esta situación. Están navegando por cualquier web y les aparece una publicidad. ¿Qué hacen? La mayoría la saltarán porque no les aporta gran cosa. Eso mismo le sucede a César Andrés Baciero, pero él ha optado por crear su propia publicidad. Este joven periodista arandino, ahora ejecutivo de cuentas y relaciones públicas de una agencia de comunicación de firmas de moda y estilo de vida, además de columnista en las revistas GQ, Telva y Smoda (faceta que comenzó en DB en el verano de 2009), le ha echado imaginación y lo ha compartido en sus perfiles de Instagram @titiriteando y @reinacastiza, en una serie que ha bautizado como ‘Una publi más mejor’.

Andrés Baciero reconoce que le aburre «un poco» la publicidad de hoy porque «para llegar a todos, nos hemos olvidado de crear marca, provocar, de generar emociones». Para evitar conflictos en Twitter, las marcas apuestan por personajes famosos, pero despojándoles de su personalidad. «Las marcas recuperan a Courtney Love pero en silencio, en foto fija. La Courtney que mola es la que le dice a Madonna que ella es la parte del espectáculo que sale mal», pone como ejemplo. 

Por eso, él prefiere otro tipo de publicidad, más creíble. «Yo quiero que me venda una hamburguesa Bárbara Rey, que se pone fina en Instagram a bocadillos de jamón, no una influencer que tiene millones de likes en comidas imposibles combinadas por colores», reconoce. Además, la publicidad tiene que llamar a consumir y por eso cree que los iconos de los años 80 y 90 son perfectos. «El icono de estilo de esos años en España es Isabel Pantoja, no lady Di ¿Has visto cuántas señoras siguen llevando melenón azabache? ¿Cuántas señoras has visto en la calle imitando a Isabel Preysler?», nos interpela. 

Publicidad en versión popularPublicidad en versión popular

Lo que comenzó de manera casual, ha llegado a tener repercusión nacional en varias publicaciones on line, lo que confiesa que le hace gracia, y avisa que esa no era su intención última. «Lo publiqué por si alguien decide robarme la idea, para que quede constancia de que este disparate es fruto de muchas tardes viendo ‘Sabor a ti’, y bueno, también lo hice para etiquetar a Prada por si Miuccia me quiere regalar una camisa», apostilla con picardía en la mirada. 

Preguntado por si esta idea es trasladable al ámbito arandino, le sugerimos que escoja un personaje para uno de sus particulares spot. «A mí siempre me ha flipado Julián Ayala, ya desaparecido, fue todo lo que quiso a través de sus conjuntos. Un caballero inglés decimonónico, un militar, un director de orquesta… ‘El Ayala’ era todas las personas, era todas las marcas», aunque no se olvida del ámbito político local. «¿Quién no se imagina a Leonisa Ull anunciando laca, a Emilio Berzosa espuma capilar o a Raquel González unas gafas?». Ahí queda eso, para publicistas atrevidos.

Más fotos:

Publicidad en versión popular
Publicidad en versión popular
Publicidad en versión popular
Publicidad en versión popular
Publicidad en versión popular
Publicidad en versión popular - Foto: ISABEL
Publicidad en versión popular
Publicidad en versión popular
Publicidad en versión popular
Publicidad en versión popular
Publicidad en versión popular
Publicidad en versión popular
Publicidad en versión popular
Publicidad en versión popular
Publicidad en versión popular
Publicidad en versión popular