scorecardresearch

La vendimia contabiliza ya 145 millones de kilos recogidos

SPC
-

Carnero asegura que las estimaciones se acercan a los de 290 millones de kilos al final de la campaña

El consejero de Agricultura, Jesús Julio Carnero, recoge uva durante su visita ayer a la bodega Cuatro Mil Cepas, en Zamora. - Foto: JL Leal (Ical)

La vendimia en Castilla y León, con 145 millones de kilos de uva recogidos hasta ahora, llega al ecuador con grandes expectativas de calidad y cantidad, pues se espera que pueda alcanzar a los 290 millones de kilos. Así lo comunicó ayer el consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, Jesús Julio Carnero, en su visita a la vendimia en la bodega Cuatro Mil Cepas, en El Pego (Zamora). «Las previsiones de vendimia son bastante buenas, tanto en cantidad como en calidad. La cifra de la cosecha, si las condiciones meteorológicas acompañan, puede llegar a los 290 millones de kilos, aproximadamente, lo que supondría una producción ligeramente superior (+1%) a la del año pasado (288,5 millones de kilos) y un 10% más que la media de los últimos cinco años», ha matizado el consejero.

El ciclo se ha desarrollado sin grandes problemas, con un ligero retraso. Los meses de abril y de junio fueron lluviosos, lo que ha contribuido a un buen desarrollo vegetativo, aunque el viñedo ha precisado mayor atención fitosanitaria (tratamientos contra mildiu y oídio).

Según detalló el consejero, el mes de julio se caracterizó por temperaturas frescas para la época del año, pero se compensó durante el mes de agosto. Además, el fenómeno más destacado y también más perjudicial durante este año ha sido el pedrisco. «Las tormentas acaecidas, especialmente durante el mes de junio, produjeron daños considerables, ocasionando un retraso en el ciclo vegetativo y casi pérdida de cosecha en determinadas áreas. Las DO Ribera del Duero y Rueda han sido las más afectadas», añadió Carnero.

Durante su visita, aseguró que en esta campaña el desarrollo del ciclo de la vid se ha producido con cierto retraso, sobre todo, si se compara con el año pasado. Sin embargo, entraría dentro de los parámetros normales de Castilla y León. Las primeras denominaciones en empezar han sido las habituales: Cebreros, que arrancó la primera el 8 de agosto. Las zonas que van más adelantadas son: Sierra de Salamanca, Cebreros y Bierzo (esta última con más del 80% sobre la cosecha esperada). Por el contrario, Cigales y Ribera del Duero no llegan al 2%.