El Foro de la Cultura reivindica un "diálogo crítico"

DB
-

"Desde España siempre hemos mirado con envidia todo lo que se hace en Francia, especialmente en materia cultural. Son un modelo para nosotros", contó su coordinador, Óscar Blanco, al explicar la elección de la ciudad en la presentación del encuentro

El Foro de la Cultura reivindica un "diálogo crítico" - Foto: Alberto Rodrigo

El Foro de la Cultura presentó hoy el programa de su extensión a la capital francesa, una cita que arrancará mañana miércoles y que durante varias jornadas reunirá en diversos espacios de París a pensadores, ensayistas, creadores o gestores culturales. Durante el acto, celebrado en la Embajada de España, Daniel de la Rosa, alcalde de Burgos, subrayó la importancia de abrir "un debate crítico que traspase los límites de la ciudad y del municipalismo".

"Cuando decidimos iniciar esta aventura fuera de nuestro territorio y de nuestra zona de confort sabíamos que debíamos hacerlo en París por su especial vinculación con Burgos. Ambas ciudades comparten históricamente muchos lazos y si hay un prototipo de turista que se acerca a nuestra ciudad ese es precisarte el francés, quien lidera las visitas a la ciudad. Entendíamos que celebrar el Foro en París era una forma para devolver ese gesto y que representaba, además, una oportunidad para poner de manifiesto el gran legado cultural que nos ha brindado Francia durante siglos", apuntó.

Domingo García Cañedo, director del Instituto Cervantes en París, reconoció también el interés que despiertan este tipo de iniciativas y la importancia de incorporar temas de debate que "recojan las preocupaciones reales de la calle", en relación a la charla en torno a la democracia que mantendrán el filósofo y sociólogo Gilles Lipovetsky y el filósofo y director del Instituto de Gobernanza Democrática Daniel Innerarity: "es absolutamente necesario reflexionar sobre ello".

Por su parte, Isabelle Mallez, responsable de relaciones internacionales en la Dirección de Asuntos Culturales de la Ville de París, destacó el "inmenso valor y la aportación de la cultura a la economía", así como la plataforma que representa el Foro para seguir abordando cuestiones clave como la gestión de la propiedad intelectual o las nuevas perspectivas digitales en la creación contemporánea: "Seguramente, podremos encontrar soluciones imaginativas", remachó.

Marialya Bestougeff, directora de innovación de Le Centqueatre-Paris, agradeció la presencia del Foro en el centro que coordina, "un espacio de incubación para artistas de todo el mundo, también españoles". "Los temas tratados en el programa están íntimamente ligados a la actividad que acoge Le Cenquatre y a los intereses de muchos de los creadores que recibimos", afirmó.

Por su parte, el coordinador del Foro, Óscar Blanco, elogió el modelo cultural francés y su defensa activa de la creación y el arte desde una perspectiva pública. "Siempre hemos mirado con cierta envida lo que se hacía en Francia en materia cultural. Con la celebración de estos encuentros queremos fomentar esos espacios de diálogo y aprender del encuentro entre profesionales y pensadores de ambos países. Ante el monumental ruido que hay en muchos niveles, pararnos a reflexionar es un ejercicio necesario", añadió.

Tras la presentación en rueda de prensa, el escritor Óscar Esquivias y el alcalde de Burgos, Daniel de la Rosa, desgranaron ante una representación de profesionales del sector turístico francés los principales activos patrimoniales y artísticos de Burgos, una ciudad que según detallaron ha sabido mirar al futuro impulsando o apoyando iniciativas culturales muy heterogéneas y que encara ya los actos conmemorativos de la celebración del octavo centenario de la Catedral de Burgos.

A lo largo de cuatro jornadas, hasta el próximo viernes, 29 de noviembre, una treintena de humanistas, intelectuales, pensadores y responsables de industrias e instituciones culturales franceses y españoles se darán cita en esta novedosa cita del Foro de la Cultura que tendrá como escenarios el Instituto Cervantes, el Colegio de España, la Embajada de España y, como epicentro de su programa el prestigioso Le Centquatre-Paris, un lugar de creación artística único que, con 39.000 metros cuadrados de superficie dedicados a las artes contemporáneas, se ha convertido en todo un referente mundial.

Mesas de debate, diálogos y espacios de networking, que girarán en torno a la innovación y la transformación de las industrias culturales en la era digital, la propiedad intelectual, el mecenazgo y el valor económico de la cultura y el patrimonio, conforman el programa del Foro en una extensión que, bajo el lema Fronteras del pensamiento, también ofrecerá un encuentro entre responsables de reconocidos centros culturales y creativos nacionales y franceses, quienes pondrán en común sus fórmulas de gestión atendiendo a las nuevas realidades sociales y culturales.