«Barajaron 'cortarme', pero Epi siempre ha creído en mí»

CARMELO PALACIOS
-
«Barajaron 'cortarme', pero Epi siempre ha creído en mí» - Foto: Luis López Araico

El jugador neoyorquino del San Pablo Burgos, Branden Frazier, excelente tirador exterior, analiza el presente y el futuro del equipo que dirige Diego Epifanio

Branden Frazier no es el típico jugador americano. Para empezar, piensa que la NBA está «sobrevalorada» y detesta el exceso de individualismo. No sé cómo recibirán su discurso cuando vuelva a Nueva York, pero sus palabras están respaldadas por su estilo de juego. No solo tira, sino que crea, asiste y cree en la fuerza del grupo. De ahí que haya hecho buenas migas con Diego Epifanio y se sienta a gusto en el baloncesto europeo, al que llegó hace cinco años después su experiencia en la liga universitaria estadounidense. Su fichaje por el San Pablo el pasado verano le está permitiendo vivir su primera aventura en la Liga Endesa, considerada la mejor del Viejo Continente.

Después de 27 jornadas, ya habrá visto que no hay rival pequeño en la ACB, ¿le ha sorprendido el nivel de exigencia?

Había oído hablar de que era dura, pero hasta que no sales ahí a luchar cada noche no te das cuenta de lo buenos que son todos tus rivales. No es fácil adaptarse al estilo de juego de la ACB.

El día de su presentación dijo que «quería convertirse en el jugador que quiere llegar a ser», ¿cree que lo ha conseguido?

Sí, me estoy convirtiendo en mejor jugador a medida que avanzan los partidos. Tengo más confianza y ahora el equipo me mira de otra manera, sabiendo que puedo ser importante.

Siempre ha sido una pieza clave para Epi, pero... ¿temió ser una de las salidas cuando la directiva hizo tantos cambios en la plantilla?

No me dijeron nada, pero sé que mi nombre estuvo encima de la mesa para cortarme. Epi lo frenó porque siempre ha creído en mí. Si llega a ocurrir, no les guardaría rencor porque soy un profesional y hay que aceptarlo. Yo siempre he tratado de hacer mi trabajo al máximo todos los días.

Después de eso, ¿se ve jugando en el San Pablo la próxima temporada?

(Duda) No lo sé, ¿la gente quiere que me quede? Es una posibilidad, me siento bien aquí y a mí me gustaría, pero ya se verá en verano. Creo que si tuviera otro año en ACB, la gente vería otra versión diferente y mejor a la de esta temporada porque ya conozco la competición.

¿Se ha reunido con el club para tratar este asunto?

No.

El hecho de no tener pasaporte europeo o cotonú le perjudica...

Claro. Es difícil venir a España con solo dos americanos por equipo y que apostaran por mí en verano fue importante. Los jugadores que tienen esos pasaportes cuentan con más posibilidades.

Tal vez, parte de la afición esperaba un tirador al estilo americano...

(Sonríe) Soy un jugador al que le gusta jugar bien. Sé que la gente piensa que tengo que tirar más, pero no me gusta tirar por tirar. Soy un hombre de equipo y trato de encontrar un balance. Unos me aman y otros me odian por ello. Lo más importante es que mis compañeros saben que no me la voy a jugar sin cabeza cada vez que cojo el balón, sino que busco la mejor opción.

¿Qué le dice Epi?

Que sea agresivo y que sea yo mismo. No me impone tirar más o menos. Siento que él confía en mí y que sabe que cuando tengo que ser agresivo, lo puedo hacer bien.

Como el triple en los últimos instantes ante el Baskonia...

Fue una sensación increíble. Todo el Coliseum estaba feliz. Sentí que habían confiado en mí y creo que también por eso creyeron en mí contra el Estudiantes, pese a que no era el plan inicial.

En el WiZink Center no estuvo acertado, aunque este domingo tendrá la oportunidad de resarcirse...

El plan es ganarles de forma fácil (sonríe) y no tener que esperar a la última canasta.

¿Lo dio muchas vueltas?

Estuve toda la noche con ello en la cabeza. En el momento de lanzar pensé que iba bien, pero cuando salió de mi mano perdí esa sensación. Si tuviera que hacerlo otra vez, sé lo que tendría que hacer para meterlo. Son cosas que pasan.

Más suerte tuvo Laprovittola en la última jornada... ¿Qué se le pasó por la cabeza cuando vio que entraba el triple?

Estaba en la pista defendiendo e intentando que no tocara el balón. Me giré hacia la canasta y vi que entraba. He mirado el vídeo y no hay nada que puedas hacer ante ese tiro.

Después de perder contra el Joventut, ¿cuál es el objetivo del San Pablo esta campaña?

(Resopla) Al principio todo el mundo decía que teníamos mejor equipo que el año pasado, pero la idea era centrarse en ser mejor cada partido. Luego hemos visto la opción del play off y esa derrota ha sido un bajón. Sabíamos que iba a ser difícil, pero lo tuvimos tan cerca...

Se esfumó en Badalona el play off...

Está difícil. Hemos perdido partidos que deberíamos haber ganado, sobre todo en casa. Esa es la diferencia de estar undécimo a estar séptimo. Cada partido importa y puede auparte un par de posiciones en una liga tan competitiva. Si juegas en el Coliseum, tienes que sacar ventaja del factor cancha.

Aunque el play off se haya complicado, Europa es una opción real. Usted que ya ha disputado este tipo de torneos, ¿ve preparado a este club para jugar una competición continental?

Sin ninguna duda. He jugado dos años en la Basketball Champions League. Este equipo debe estar en una competición de ese tipo. Burgos es una ciudad que, con los fans que tiene, se merece algo así.

Tras el adiós de Thompson, parecía que iba a tocar sufrir, pero el San Pablo ha sido capaz de reinventarse y colocarse en una buena posición a falta de siete jornadas...

Su marcha fue muy dura dentro y fuera de la pista porque, además de un gran jugador, era un líder. Todo el mundo le respetaba y transmitía buena energía. La realidad es que ya no está y Sutton está haciendo un buen trabajo.

El ala-pívot americano se marchó por decisión propia, pero Kravtsov y Radoncic fueron cortados, ¿por qué cree que no triunfaron en Burgos?

La gente está muy acostumbrada a ser estrellas y aquí hay que ser parte de un equipo. Aquí todos tus compañeros son muy buenos, no es como en otras ligas. Tienes que encontrar tus fortalezas para ayudar y pensar en el grupo, no solo en hacerlo tú bien.

¿Con qué jugador se entiende mejor sobre el parqué?

Me gusta mucho jugar con Augusto Lima. Entiende lo que quiero hacer simplemente con mirar