Los visados de vivienda se duplican en un año pero son un 7% de los de 2007

J.M. / Burgos
-

Lenta mejoría. El Colegio de Arquitectos ha sellado 210 proyectos en la provincia durante el primer semestre frente a los 101 de 2013. En las mismas fechas de 2007 se llegaron a alcanzar 2.777

Hay grúas de obra que son ahora nidos de cigüeñas. - Foto: Tomás Alonso

La evolución de los proyectos que anuncian las próximas construcciones residenciales se está comportando como muchos otros indicadores económicos que anuncian una recuperación. Mejoran de forma sustancial respecto a las peores cifras, pero están aún muy lejos de los años anteriores a la crisis. Lo más reciente, y también lo más positivo, que en el primer semestre de este 2014 se han registrado 210 visados de vivienda nueva frente a los 101 del mismo periodo de 2013. Es decir, más del doble. Echando la vista atrás, la escalada no parece tan brillante ya que el volumen actual apenas representa un 7,5% de los que se contabilizaban en 2007. Entonces se llegaron a sellar 2.777.
El recién elegido presidente del Colegio de Arquitectos, Carlos Miranda, destaca que los 210 visados de este primer semestre «son casi los mismos que los 261 que se hicieron en todo 2013». Se muestra cauteloso con la evolución, la califica como «positiva» y más que atreverse con un previsión, expresa que tiene «la confianza en que se mantenga este ritmo» de crecimiento de cara al futuro.
Frente a ese optimismo por la evolución de los proyectos que llegan hasta el colegio, Miranda asegura que «no vamos a recuperar las cifras de antes (de la crisis), ni nos vamos a acerar». En el mejor de los casos, añade por otro lado, «se tardarán muchos años en alcanzar». De momento, y para el corto plazo, afirma que existe «la sensación de que aún queda un stock grande sin vender». Lo que falta por saber, ya que aún es demasiado pronto para entrar en esas cábalas, es dónde se situará el equilibrio. Seguramente ni en los 7.000 visados al año de 2007 ni en los 261 de 2013.
Donde el presidente de colegio cree que va a estar el gran trabajo de su gremio «en las próximas décadas» va a ser «en la rehabilitación de las viviendas, en la regeneración de barrios enteros». Una política que se ha visto reflejada en la ciudad en lugares como Río Vena o el centro histórico pero que, a juicio de Miranda, tienen que ir a más. La próxima iniciativa de este tipo en la capital será el futuro ARI de San Cristóbal.
A esto hay que añadir «trabajos interesantes» como las Inspecciones Técnicas de Construcciones (ITC) y los certificados de eficiencia energética que, si bien no dan grandes rendimientos económicos a los arquitectos, sí son el paso previo a una rehabilitación más profunda. Una tarea, la de «mantener el parque inmobiliario que se tiene», que ensalza también por la «revalorización» que consigue de las viviendas.

POR ZONAS

Si bien el presidente del colegio afirma que carece de datos objetivos para asegurar que zonas de expansión de la ciudad van a evolucionar mejor que otras, Miranda, siempre desde la sensaciones de un profesional del sector, detalla que quizá los lugares que se desarrollarán antes serán el S-4 (Villímar Oeste) y el entorno de la antigua estación de tren. De este último destaca que «por la proximidad al centro de la ciudad». Donde es más pesimista es con el S-27, lo que en su día se bautizó como la futura Ciudad del AVE.
Abriendo el objetivo y con los datos de los visados que ha realizado el Colegio de Arquitectos en la provincia durante estos seis primeros meses del año, destacan por encima de las demás las cifras de la capital. Aunque es posible que obedezca a una circunstancia puntual por la coincidencia de una o varias promociones en un momento determinado, la realidad es que los 67 proyectos presentados entre abril y junio suponen el mejor trimestre desde el inicio de 2012.
Donde no se levanta cabeza es en Miranda de Ebro ya que desde agosto de 2012 solo se han registrado proyectos para levantar 15 viviendas nuevas. En el último trimestre ninguna. Aranda va por rachas ya que tiene épocas de nula actividad y otras con repuntes interesantes. En el último año se han sellado 118. En el Alfoz de la capital el parón es prácticamente absoluto ya que los 8 visados de este 2014 representan la cifra más baja desde 2005 (último año del que ofrece datos el Observatorio de la Vivienda).