Estafan 10.600 euros a 2 burgaleses a través de internet

DB
-
Estafan 10.600 euros a 2 burgaleses a través de internet

El timo consistía en obtener los datos bancarios de las víctimas para llevar a cabo transferencias a su propia cuenta

En los últimos días dos vecinos de Burgos han visto mermada su cuenta bancaria como consecuencia de una estafa de la que han sido objeto tras realizar una compra de productos relacionados con los videojuegos.

En el primer caso la víctima realizó una transferencia bancaria a la cuenta que le fue facilitada en la página de internet con la que contactó para la compra de una videoconsola, recibiendo confirmación de ese pedido e intercambiando mensajes mediante correo electrónico, si bien la compradora al no recibir el producto anuló el pedido y solicitó la devolución del importe.

El segundo caso resulta idéntico al primero, ya que se trata de la misma página y la víctima también ingresó el dinero en una cuenta bancaria que le facilitaron, aunque en este caso esa cuenta pertenecía a una entidad distinta.

Una vez los compradores realizaron ese primer trámite, el estafador con los datos que ya tenía en su poder, puso en marcha su plan consistente en contactar con las víctimas mediante llamada telefónica en la que se hizo pasar por empleado de su entidad bancaria, explicando que para proceder a la devolución de la compra, necesitaba las claves con las que operan en la banca on-line, o números de tarjeta bancaria y D.N.I.

Además para disponer de más tiempo para “trabajar” les advertía para que no accedieran a la plataforma de su banco ya que no funcionaba correctamente. Seguidamente y ya con las datos pertinentes, sólo le quedaba llevar a cabo las transferencias, desviando dinero de esas cuentas a otras. En total en estos dos casos la cantidad asciende a 10.600 Euros.

Los investigadores trabajan para la identificación del estafador y se hace necesario recordar que nunca se deben facilitar datos de cuentas bancarias. Hay que tener presente que las entidades no trabajan de este modo y aunque en la actualidad es cada vez más habitual utilizar el servicio de la banca on-line, debe hacerse siguiendo las directrices que el banco proporcione para hacerlo de forma segura.