Enrique Saiz cesa como director general de Patrimonio

I.L.H.
-

Llevaba 16 años en el alto cargo de la Junta. El arquitecto señala el Sistema Atapuerca como «uno de los grandes logros» aunque queda el reto de los accesos a los yacimientos. Entre los más difíciles, la calefacción de la Catedral

Enrique Saiz cesa como director general de Patrimonio - Foto: Miguel Ángel Valdivielso

Tiene claro que seguirá dedicándose al patrimonio, aunque no sabe dónde ni cómo: «Cabe la posibilidad de que colabore con alguna institución propia o ajena vinculada a la consejería, pero bueno, es demasiado pronto y está todo en el aire», asintió. Lo que tiene claro es que después de 16 años tratando temas de ese área, cree que de esa experiencia se pueden aprovechar sus futuros contratadores.
Enrique Saiz Martín cesó ayer como director general de Patrimonio de la Consejería de Cultura de la Junta de Castilla y León, cargo en el que permanecía desde julio de 2003. Han sido cuatro legislaturas junto al presidente por el Partido Popular Juan Vicente Herrera (elegido en 2001) y cuatro las consejeras que ha tenido como sus superioras: Silvia Clemente, María José Salgueiro, Alicia García yMaría Josefa García Cirac. Los cambios, sin embargo, en el nuevo equipo de Gobierno han supuesto un relevo en los cargos vinculados a la Consejería de Cultura, liderada ahora por Javier Ortega.
«Aunque he estado 16 años, no deja de ser un puesto de designación política. He trabajado siempre con esa mentalidad, teniendo claro que había una fecha de caducidad. Por eso por ahí no hay problema; hay que dar paso a las nuevas direcciones. Lo que realmente cuesta es dejar a las personas. Quiero aprovechar para dar las gracias a todos los técnicos con los que he trabajado porque han sido unos verdaderos profesionales», aseguraba ayer por teléfono mientras disfruta de sus vacaciones.
Pese a no querer seguir teniendo protagonismo -«creo que es momento de dejar hablar a los nuevos», afirmó-, Enrique Saiz no puso impedimento a la hora de hacer una «pequeña» valoración de estos 16 años en el cargo. Aunque nacido en Valladolid se considera burgalés y por eso todo lo relacionado con la provincia lo ha sentido como propio. En ese sentido, el tema que más satisfacciones le ha dado ha sido la creación del Sistema Atapuerca «por todo lo que implica». «No es que sea un tema nuestro, por supuesto, sino que la consejería ha acompañado. Pero cuando llegué el Museo de la Evolución Humana era solo un proyecto desde el punto de vista arquitectónico y toda la idea de gestión de Atapuerca, aunque los yacimientos ya eran un éxito científico, estaba por hacer. Evidentemente tuvieron un gran peso los directores y la Fundación Atapuerca, así como las consejeras, pero la creación del sistema integrado ha sido un gran logro porque no solo es una riqueza antropológica, sino también social, turística y de desarrollo».  Saiz señaló, aún así, retos pendientes como los accesos a los yacimientos, pero consideró que «las bases están puestas».
Otro proyecto «interesante» relacionado con la provincia es, a su juicio, el románico norte de Burgos y Palencia: «Ha sido una gestión muy distinta porque supone la musealización del entorno rural».
temas pendientes. Saiz Martín deja el cargo con la Catedral sin calefactar, aunque con la cuestión encarrilada. El arquitecto apuntó a los relieves del trasaltar como «un gran avance» sin dejar de reconocer que el tema de la calefacción ha sido de los más difíciles: «Nos ha costado años dar con una solución que a lo mejor tampoco es definitiva, pero va a permitir trabajar la gestión inteligente en un tema como la climatización de la Catedral».
Por otro lado le hubiera gustado conseguir «una gestión más integrada del Camino de Santiago» a su paso por la región: «Son nuevos patrimonios que merecen nuevos modelos de gestión en los que hay que seguir trabajando. En la Ruta Jacobea hay que integrar el movimiento de los peregrinos con la gestión de los albergues, la promoción turística, el patrimonio...».
En todo este tiempo ha habido como es lógico días buenos, malos y regulares. Sus peores jornadas en el cargo fueron aquellas relacionados con los sucesos, como el incendio en la iglesia de Arraya de Oca o la inundación de Santa María de Huerta(ya fuera de la provincia, en Soria). «Aunque luego también nos ha dado pie a elaborar proyectos de emergencia», confirmó.
En el otro lado de la balanza recordó como uno de los mejores días cuando se declaró Patrimonio Mundial a los yacimientos de Siega Verde, en Salamanca, «por todo el trabajo que había supuesto, además de que simboliza la culminación de un proceso en el que interviene mucha gente».
A Enrique Saiz le sustituye Gumersindo Bueno Benito, hasta ahora director de proyectos en la Fundación Santa María La Real. Los cambios fueron publicados en el Boletín Oficial de Castilla y León de ayer. Vinculados a Cultura cesa también Mar Sancho, directora de Políticas Culturales, y le sustituye José Ramón González; Javier Ramírez deja Turismo y pasa a encargarse María Estrella Torrecilla.