"Nada más peligroso que un problema obstetricio sin atender"

Europa Press
-

Igea ha advertido de que no cubrir las necesidades en ginecología y obstetricia que manifiesta el Hospital Santos Reyes sería una "absoluta irresponsabilidad".

Francisco Igea atiende a los medios de comunicación hoy en Burgos. - Foto: Alberto Rodrigo

El vicepresidente de la Junta de Castilla y León, Francisco Igea, ha recordado este lunes que los facultativos del Hospital Universitario de Burgos (HUBU) son médicos de área que deben cubrir las necesidades del Hospital Santos Reyes de Aranda de Duero, después de que el Servicio de Ginecología del centro hospitalario burgalés haya mostrado su oposición a cubrir las necesidades que presenta la villa arandina en esa materia.
En declaraciones recogidas por Europa Press antes de la inauguración del 'Congreso Internacional sobre Despoblamiento en España: Políticas de Repoblación' organizado por la Universidad de Burgos (UBU), Igea ha advertido de que no cubrir las necesidades en ginecología y obstetricia que manifiesta el Hospital Santos Reyes sería una "absoluta irresponsabilidad".
En este sentido, ha explicado que un hospital que no puede atender un parto, por ejemplo, "debe cerrar" y se puede convertir en "el sitio más peligroso del mundo" ya que, según ha reconocido este médico de profesión, "no hay nada más peligroso que un problema obstetricio sin atención".
Ante esta situación, el vicepresidente y portavoz de la Junta ha emplazado a quienes creen que este traslado de profesionales es un inconveniente a explicar a las mujeres de Aranda de Duero su propuesta, a la vez que ha dudado de que dichas explicaciones se puedan compaginar  con el Juramento Hipocrático.
Igea ha reiterado que la política sanitaria no es para los sanitarios, sino para la ciudadanía, y ha destacado la importancia de ofrecer una buena prestación que satisfaga a los habitantes de Castilla y León.