Johnson propone un Brexit sin controles en Irlanda del Norte

EFE
-

El primer ministro británico afirmó que su oferta protegerá a los "actuales arreglos regulatorios para los agricultores y otras empresas a ambos lados de la frontera"

Johnson propone un Brexit sin controles en Irlanda del Norte - Foto: HENRY NICHOLLS

El conservador Boris Johnson, remitirá a la Unión Europea (UE) una propuesta de acuerdo sobre el Brexit que permitirá que no haya controles en la frontera de Irlanda del Norte "bajo ninguna circunstancia".
"Hoy vamos a presentar en Bruselas lo que creo que son propuestas razonables y constructivas", anunció este miércoles en la clausura del congreso anual del Partido Conservador, donde advirtió de que si la UE no está dispuesta a hacer concesiones en la dirección que espera Londres "la alternativa es que no haya acuerdo".
El líder tory afirmó que su oferta, cuyos detalles se conocerán a través del documento que el Gobierno remitirá a las instituciones europeas, protegerá los "actuales arreglos regulatorios para los agricultores y otras empresas a ambos lados de la frontera" irlandesa.
"Al mismo tiempo, permitirá al Reino Unido al completo salir de la Unión Europea, con el control sobre nuestra propia política comercial desde el primer momento", indicó.
Según filtraciones a la prensa británica previas al discurso de Johnson, Londres quiere que Irlanda del Norte cumpla con parte de las normas del mercado único comunitario tras el "brexit", pero que abandone la unión aduanera comunitaria, lo que a priori permitiría a la región participar en futuros acuerdos comerciales que firme el Reino Unido con terceros países.
Ese arreglo, según el Ejecutivo británico, permite que no se levanten barreras en la frontera con la República de Irlanda, tal como exigen los acuerdos de paz firmados en la región en 1998.
La solución tendría sin embargo un límite temporal, y en 2025 el Parlamento autónomo norirlandés podría decidir abandonar su alineación con las normas comunitarias, un escenario que la UE ha rechazado hasta ahora.
Johnson aseguró que su oferta contiene concesiones por parte del Reino Unido. "Espero que nuestros amigos (europeos) lo comprendan y hagan también concesiones por su parte", declaró

 

Los norirlandeses unionistas apoyan el plan 

El norirlandés Partido Democrático Unionista (DUP), socio del Gobierno británico, confió hoy en que el plan del Brexit del primer ministro, Boris Johnson, siente las bases de un acuerdo de salida "bueno" para la Unión Europea (UE) y para "todo el Reino Unido".
El conservador Johnson presentará hoy una oferta final a Bruselas sobre los términos de este divorcio, con la que también quiere modificar la polémica salvaguarda fronteriza irlandesa, inaceptable en su forma actual para el DUP.
Su líder, Arlene Foster, no quiso hoy desvelar si conoce el contenido de la nueva propuesta de Johnson, a quien calificó de "buen amigo" y "gran defensor de la unión" de todas las regiones del país.
"Creo que es importante que ahora nos centremos en lograr un acuerdo que sea bueno para Irlanda del Norte y el resto del Reino Unido. La salvaguarda siempre ha sido vista como el principal obstáculo. Arreglémoslo y logremos un pacto", declaró la dirigente unionista a la cadena BBC.
El acuerdo de salida firmado el pasado diciembre entre la antecesora de Johnson, Theresa May, y la UE fue rechazado en varias ocasiones en el Parlamento de Londres con los votos del ala más euroescéptica de los conservadores y de los diez diputados del DUP, que permiten al Ejecutivo gobernar en minoría.
Consideran que la salvaguarda, incluida en ese pacto, pone el peligro la integridad territorial del Reino Unido, pues prevé mantener a la provincia británica alineada con ciertas normas comunitarias hasta que los dos bloques establezcan una nueva relación comercial.
Esta garantía legal está pensada para evitar la vuelta de una frontera dura entre las dos Irlandas tras el Brexit (salida del Reino Unido de la UE), clave para sus economías y el proceso de paz.
Aunque aún no se conocen los detalles del nuevo plan de Johnson, el diario The Telegraph reveló hoy que éste contempla que Irlanda del Norte se mantenga sujeta a las regulaciones del mercado único europeo en cuanto a agricultura, alimentación y productos manufacturados al menos hasta 2025.
Al cumplirse ese límite temporal, el Parlamento autónomo norirlandés podría decidir si la región se mantiene alineada con los estándares comunitarios o bien si se reintegra en la legislación británica.
El viceprimer ministro irlandés, Simon Coveney, ha señalado por su parte que por los detalles que han salido hasta ahora a la luz "no hay bases para un acuerdo" y considera que las intenciones de Londres son "preocupantes".