Correos deja a Frías y Oña sin servicio esta semana

S.F.L.
-

Se une a la carencia de médicos y la reducción de horarios o el cierre algunos días de oficinas bancarias

La oficina de Correos de Oña ha echado la verja sin informar ni al Ayuntamiento ni a los vecinos de forma oficial. - Foto: S.F.L.

El reducido servicio de Correos que la localidad de Oña sufre desde hace varios años se ha vuelto a ver damnificado. La cartera titular se encuentra de vacaciones y su ausencia no se ha visto cubierta con compañeros sustitutos como en otras ocasiones. Por ello que Oña, Frías, (que cuenta con la misma repartidora) y varios pueblos de Las Caderechas y del Valle de Tobalina estarán durante toda la semana sin servicio postal.  
Los vecinos onienses y fredense, cansados ya de padecer que cada vez se estén eliminando más servicios, se han encontrado la verja de la oficina ubicada en la calle del Pestiño bajada. A ninguno de los dos Ayuntamientos Correos les ha informado de la falta de personal para afrontar el trabajo de estos días. Algún vecino lo sabía porque se lo había dicho la careta no por una información oficial. 
«Hemos realizado muchas quejas al servicio de Correos y por esto volveremos a hacerlo. Recuerdo que una vez nos enviaron una carta pidiéndonos disculpas pero no es suficiente», afirma Arturo Pérez, alcalde de Oña, que añade que «en el mes de agosto es cuando nuestros pueblos reciben a más gente y cuando este tipo de servicio no debería fallar», añade.
María Ángeles Bergado, teniente  de alcalde de Frías, muestra una desilusión enorme por todo lo que están sufriendo los pueblos los últimos años. «Yo tengo un estanco y me llegan las licencias de tabaco para que se ponga en marcha una máquina. Si por casualidad me llegan esta semana... ¿Qué hago yo? No entiendo por qué nos están haciendo esto». 
En Oña el servicio postal es un «desastre» según sus vecinos. El horario de oficina es más que breve, tan solo permanece abierta al público un cuarto de hora de lunes a viernes, de 10:15 a 10:30 horas. Ha habido retrasos en multas, acción que irrita especialmente a algunos onienses ya que en ocasiones, los plazos por pronto pago se han consumido, por no hablar de la entregas de cartas en domicilios incorrectos. DB ha intentado ponerse en contacto con Correos para preguntar por la falta de servicio pero ha sido imposible.
 LA BUREBA VACIADA.

No solo los problemas en los pueblos burebanos vienen por que no haya cartero. Uno de los que más afecta es la falta de personal sanitario y la eliminación de consultas médicas. Concretamente en Frías estuvieron hace dos semanas sin médico cuatro de los cinco días de la semana, debido también a las carencias de plantilla que sufre toda la zona norte de la provincia. La baja de un facultativo del equipo desde hace tiempo ha tenido bajo mínimos a la zona del Valle de Tobalina. «Esto lo tenemos ya solucionado. Pero a los políticos se les llena la boca hablando de la despoblación y son los primeros que contribuyen a ella», sentencia la edil de Frías.
El servicio de atención al público en las oficinas bancarias de Oña y Frías también se están viendo reducidos. En la villa condal, Ibercaja  cierra todos los miércoles y CaixaBank solo abre los lunes, miércoles y viernes. En principio, este horario solo funcionará en los meses de verano. Aunque los ciudadanos se temen algo peor. «Comienzan cerrando un día a la semana hasta que nos quitan al trabajador y tenemos que entendernos con las máquinas», aclara un vecino oniense. 


Las más vistas